Cifuentes en una entrevista en Telemadrid.

Cifuentes en una entrevista en Telemadrid. Telemadrid

España MADRID

El entorno de Cifuentes arremete contra Telemadrid por "entregarse a la oposición"

Las tiranteces entre la presidenta de la Comunidad y los gestores de la TV pública vienen de lejos pero se han agravado con el caso del máster. 

Cristina Cifuentes parece haber desintonizado Telemadrid. No solo una parte del PP de Madrid clama contra la cadena pública por su cobertura del famoso escándalo del máster. En el entorno de la propia presidenta de la Comunidad de Madrid consideran desde hace tiempo que la televisión madrileña está "entregada a la oposición"

Hay una prueba reciente del enfado de Cifuentes y su entorno con Telemadrid. A finales de febrero, en un foro privado con periodistas al que acudió la propia presidenta regional y personas de su confianza, se atacó con dureza al ente público. Allí se escuchó que ella ya no veía Telemadrid porque “no se puede entender con una televisión de la que habla bien la oposición”, en relación a Ciudadanos, PSOE y Podemos. Se bromeó con que la presidenta había "desintonizado" la cadena y se vertieron críticas contra los servicios informativos de la casa porque "no están haciendo bien su trabajo" y "no hay profesionalidad". 

El enfado que sienten en el PP de Madrid y en el gobierno madrileño con la cadena pública, recientemente desvelado por EL ESPAÑOL, no solo guarda relación con la forma en que se ha contado a los madrileños el caso del máster fraudulento. El problema viene de atrás. El divorcio entre Cifuentes y los gestores de Telemadrid se ha gestado durante los últimos meses

El caso Cifuentes marca el ritmo político entre Ciudadanos y PP

La foto del divorcio

Acaso la foto del divorcio definitivo de Cifuentes con su canal autonómico se visualizó mejor que nunca la noche del pasado 22 de enero, meses antes del sonado escándalo del máster de la Universidad Rey Juan Carlos. En el Teatro Real de Madrid, Telemadrid estrenó ese día una de sus mayores apuestas de esta temporada, el documental La noche del Rey, realizado con motivo del 50 aniversario del monarca. En dicho trabajo periodístico participaron, entre otros, los expresidentes Aznar y Zapatero o el propio Mariano Rajoy en un recorrido en profundidad por la vida de Felipe VI y por el difícil momento de la abdicación de Juan Carlos I. Telemadrid reunió a 200 invitados, entre ellos la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y a representantes de todo el arco parlamentario regional y municipal.

A pesar de tan nutrida representación, todas y cada una de las invitaciones cursadas a los Consejeros de la Comunidad de Madrid cayeron en saco roto. ¿Casualidad? Ni la presidenta ni un solo cargo del Gobierno regional ni ningún diputado del PP en la Asamblea de Madrid asistieron al estreno del documental. Ni siquiera su número dos, el consejero de Presidencia, Ángel Garrido. La representación del PP quedó limitada a Pablo Casado y José Luis Martínez Almeida, que no están entre el entorno más cercano a la lideresa.

La entrevista incómoda

Cifuentes se vengaba así de la cadena con sede en Pozuelo. Un canal que parece que no va volver a pisar mientras sea presidenta de la Comunidad de Madrid tras no sentirse bien tratada, periodísticamente hablando, en la entrevista que le hizo Silvia Intxaurrondo la noche del 5 de diciembre. Su equipo señaló entonces a El Confidencial la incomodidad que había sentido. El disgusto de Cifuentes aquella noche fue mayúsculo y así se lo hizo llegar a los responsables de la cadena pública, según ha podido saber EL ESPAÑOL.

Las tiranteces entre Cifuentes y los gestores de Telemadrid, encabezados por el director, José Pablo López, han ido a más con el paso del tiempo. Es difícil oír a Cifuentes hablar bien de Telemadrid en privado, fuera de micrófono, tal y como atestiguan varias fuentes consultadas por este medio. 

Críticas ante Rajoy

Ella misma arremetió contra el canal público, también en privado, ante Mariano Rajoy y ante el Comité Nacional del PP, según desveló Okdiario. Una información por la que tuvo que responder a dos preguntas parlamentarias de la oposición ante la Asamblea regional. 

El portavoz de Ciudadanos César Zafra le acusó entonces de querer hacer una nueva “Tele Esperanza”. "¿Directamente cambiamos las parrillas y en lugar de 'Buenos días, Madrid', ponemos 'Buenos días, Cifuentes', o cambiamos el 'Telenoticias' y ponemos 'TeleCifu'?”. La presidenta de la Comunidad de Madrid respondía entonces que Cs solo quería "enredar" y "malmeter", al traer la gestión de la radiotelevisión pública madrileña al "debate político".

"Si ha habido una nueva etapa en Telemadrid es básicamente porque mi gobierno ha trabajado para que así fuera", recalcó. Justo lo que critican muchos de sus compañeros de filas