Ana Martínez con la selección española

Ana Martínez con la selección española Alejandro Ferràndis

Otros Deportes EUROPEO DE BALONMANO

Ana Martínez se enfrenta a su peor pesadilla en su vuelta a Francia para el Europeo de balonmano

Ana Martínez afronta el Europeo de Balonmano que empieza este jueves con la mayor ilusión posible y con el objetivo de hacer un gran papel. Hace unos días Carlos Viver dio la convocatoria y en ella estaba Ana, que vuelve a la Selección dos años después tras su paso frustrado por Francia marcado por las lesiones, lo que le hizo regresar a su equipo de toda la vida, el Elche

EL ESPAÑOL ha hablado con ella sobre su pasado y lo mal que lo pasó debido a las dos lesiones que tuvo y sobre como ve a la selección de cara al Europeo. 

Vuelve a Francia, esta vez con la selección española, donde pasó la última temporada tras fichar por el Niza: "Voy con muchas ganas y más aún porque el Europeo es ahí, donde no pude demostrar mi valía. Tan solo estuve un año y me tuve que volver a España".

Sus inicios y su aventura en Francia

Aficionada al balonmano desde muy pequeña, Ana define este deporte como "un estilo de vida". "Mi amor por el balonmano empezó a los seis años. Lo probé y me encantó. Si volviera a nacer, lo escogería de nuevo", comenta. 

Toda una vida en España hasta que decidió dar el salto al extranjero: "Salí de la cantera del Elche siendo dos veces campeona de España. A los 16 años debuté en División de Honor. Luego me fui al Bera Bera donde gané tres ligas, dos Copas de la Reina y cuatro Supercopas".

Tras estar cuatro años en el País Vasco, Ana decidió emprender una nueva aventura en el extranjero. Y lo hizo en Francia: "Me fui porque quise probar otra Liga. En Bera Bera había ganado muchos títulos y quería más, ya que soy muy ambiciosa. Quería crecer como jugadora y quise dar el salto a Francia, donde existe una Liga muy competitiva". 

Ana Martínez

Ana Martínez

Ana firmó por el Niza por un año con opción a una temporada más. Lo que prometía ser una experiencia acabó siendo una pesadilla: "Una semana antes de empezar la Liga me lesioné en el primer partido que jugaba. Al principio no se sabía que tenía, pero poco a poco me di cuenta que iba a ser una lesión difícil". 

La lateral izquierdo de la selección tenía esperanzas de volver a competir con el Niza, pero nada más lejos de la realidad: "En principio iba a ir todo bien, pero el tratamiento no fue el más correcto, por lo que volví al Bera Bera a recuperarme. Estuve ahí tres meses. Mejoré y me volvieron a llamar en medio de la recuperación de la lesión. Me metí antes de tiempo, recaí y volví de nuevo hacía atrás. Lo bueno es que aprendí mucho de esta experiencia, ya que forcé por no ponerle cabeza". 

Fueron meses muy duros, donde Ana sufrió mucho. "Uno se plantea muchas cosas, incluso hasta dejarlo todo, incluido el balonmano. No había un tratamiento muy eficaz, por lo que tuve muchos meses de incertidumbre y todo fue muy turbio. Pero quería luchar para recuperarme y seguir jugando, aunque se me pasaron cosas por la cabeza como romper contrato, volver a casa antes de tiempo y pensar hacía donde quiero realmente enfocar mi vida", dice.  

El Niza decidió no darle un año más y Ana regresó al Elche para seguir jugando al balonmano: "No tengo nada que reprochar a mi exequipo. Siempre se han portado muy bien conmigo y tomaron una decisión normal". 

Vuelta a la Selección para preparar el Europeo de Francia

Dos años sin vestir la camiseta de España es mucho tiempo para una jugadora del nivel de Ana. "Me lesioné del hombro días antes de una convocatoria previa para preparar el Campeonato del Mundo de Alemania. Tuve que llamar al seleccionador para comentarle que no estaba físicamente preparada. Fue una decisión muy dura, pero tuve que llevarla a cabo, ya que soy una persona que debe cumplir unos requisitos mínimos para poder competir", comenta. 

Ana jugando con la selección española.

Ana jugando con la selección española. Alejandro Ferràndis

En la actualidad sigue con alguna molestia, pero a nivel de juego se encuentra con total confianza para afrontar con máxima ilusión el Europeo: "Es la primera vez que vengo a un campeonato como este. Quiero disfrutar y dar todo lo que tengo para ayudar al equipo hacer un gran papel".

Ana tiene claro cuales son los objetivos suyos y los del equipo: "Me gustaría aportar tanto en defensa como en ataque y hacer una buena primera fase de grupos y conseguir los máximos puntos para la segunda. A partir de aquí ya todo puede pasar, ya que somos el equipo menos conocido y tal vez eso pueda ser algo bueno". 

[Más información: Socios del Barça recogen firmas para quitar la camiseta de Urdangarin del Palau].