Azmoun, estrella de Irán

Azmoun, estrella de Irán

Mundial Rusia 2018

Irán, rival de España en la primera fase: la hora de Azmoun, el Messi iraní

Irán, a priori, es la selección más débil del grupo de España, la candidata a quedar cuarta (por detrás de la Roja, Portugal y Marruecos). Eso es lo que dicta el papel, lo que se espera, pero otra cosa es lo que ocurra. La selección entrenada por Carlos Queiroz ya no es una sorpresa. Estuvo en Brasil en 2014 y ahora ha repetido clasificándose para la fase final en Rusia 2018. Allí, tratará de avanzar y meterse, sorpresivamente, en octavos de final. Y lo hará con dos jugadores que reclaman todas las miradas: Azmoun, el 'Messi iraní', y Alireza Jahanbakhsh, que ha terminado su temporada en la liga holandesa como máximo goleador.

Con pocos jugadores en Europa, Irán no tiene demasiada experiencia, pero tiene a un entrenador que ha sabido conjugar sus métodos con la tradición y las costumbres del país. Carlos Queiroz, en numerosas ocasiones, ha estado a punto de dejar la selección. Para el portugués, hombre de fútbol, ha sido complicado vivir y tener que estar pendiente de una liga menor, pero de donde congrega a la mayoría de sus internacionales. Y con ellos tratará de dar la sorpresa. Nadie la espera, pero él no pierde la oportunidad.

PUNTOS DÉBILES Y FUERTES

La selección iraní no va a intentar hacer buen fútbol o tratar de deslumbrar al mundo. Su plan lo tienen claro: esperar atrás y tratar de aprovechar una contra. Queiroz tiene jugadores rápidos, jóvenes y atrevidos. ¿El problema? No tienen ni la calidad ni la experiencia del resto de jugadores de otros países. Compactos y ordenados, su virtud es la defensa. Son seguros y combativos, pero en ataque flojean. Sólo Azmoun y Alireza Jahanbakhsh destacan en un equipo con poco nivel técnico, pero con mucho trabajo táctico detrás.

LA ESTRELLA: AZMOUN

Es cuestión de tiempo que Azmoun fiche por un gran club. A sus 23 años, es una de las grandes promesas del fútbol mundial y ha sido bautizado como el ‘Messi iraní’. Esta temporada, con el Rubin Kazán ha marcado cinco goles, ha dado seis asistencias y ha jugado 28 partidos. Es, sin lugar a dudas, uno de los jugadores a vigilar en este Mundial. Al fin y al cabo, tiene cualidades: es rápido, tiene remate, asiste con criterio, cuenta con visión de juego y, sobre todo, gol. No obstante, más allá de lo que ha hecho hasta el momento, entre sus virtudes está su progresión. La perla está por explotar y Queiroz espera que eso suceda en Rusia.

CONVOCATORIA:

Porteros: Alireza Beiranvand (Persepolis), Rashid Mazaheri (Zob Ahan) y Amir Abedzadeh (Maritimo/POR).

Defensas: Ali Gholizadeh (Saipa), Majid Hosseini, Pejman Montazeri, Roozbeh Cheshmi (Esteghlal), Milad Mohammadi (Akhmat Grozny/RUS), Mohammad Khanzadeh (Padideh), Morteza Pouraliganji (Al Saad/QAT), Ramin Rezaeian (Ostende/BEL).

Medios: Ehsan Haji Safi, Karim Ansarifard (Olympiacos/GRE), Masoud Shojaei (AEK Atenas/GRE), Mehdi Torabi (Saipa), Omid Ebrahimi (Esteghlal) y Saeid Ezatolahi (Amkar Perm/RUS).

Delanteros: Alireza Jahanbakhsh (AZ Alkmaar/HOL), Ashkan Dejageh (Nottingham/ING), Mehdi Taremi (Al-Gharafa/QAT), Reza Ghoochannejhad (Heerenveen/HOL), Saman Ghoddos (Ostersunds/SWE), Sardar Azmoun (Rubin Kazan/RUS) y Vahid Amiri (Persepolis).