Özil, jugando a Fornite. Foto: Instagram (@m10_official)

Özil, jugando a Fornite. Foto: Instagram (@m10_official)

Fútbol PREMIER LEAGUE

La adicción de Özil al Fortnite estaría detrás de sus problemas de espalda

En las últimas horas Mesut Özil ha acaparado todos los titulares tras su "colapso" junto a otros compañeros mientras consumía la droga 'hippy crack', más conocida como el gas de la risa. Pero los problemas del centrocampista alemán no terminan ahí. Özil lleva sin jugar con el Arsenal desde el pasado 5 de octubre por unos problemas en la espalda, algo que podría estar relacionado con su adicción a los videojuegos, concretamente al Fortnite, un shooter que está causando furor desde hace más de un año.

Özil jugando a Fortnite.

Según el portal 'Wasted on Fortnite', en el que se puede consultar el tiempo que cada jugador invierte en dicho videojuego, y según cita Daily Star, Mesut Özil acumula un total de 5.221 partidas, lo que se traduce en una media de cinco horas al día dedicadas exclusivamente a jugar, con un balance total de 40 días consecutivos.

Además, el diario Bild, tras consultar con un médico especialista, ha confirmado que la supuesta adicción de Özil podría estar detrás de la dificultad del futbolista para volver a los terrenos de juego.

Pero Özil no es el único, ya que el famoso videojuego está causando furor entre los deportistas de élite. Luka Doncic, Zlatan Ibrahimovic, Griezmann o Dani Carvajal son algunos de los que también han presumido en alguna que otra ocasión de sus habilidades como gamers.

[Más información: Las impactantes imágenes de la fiesta en la que los jugadores del Arsenal consumen 'hippy crack']