Alba Carrillo en imagen de archivo.

Alba Carrillo en imagen de archivo. Gtres

El Estilo TRAS SUS DECLARACIONES EN 'CHESTER'

Los diseñadoras desmontan a Alba Carrillo

Con motivo de la Mercedes-Benz Fashion Week de Madrid, muchos diseñadores se han posicionado sobre la polémica que desató Alba Carrillo en el 'Chester' de Risto Mejide. 

Ser modelo no es nada fácil. Cada vez son más las profesionales de la pasarela que muestran sus quejas respecto a la extrema delgadez que se les exige en los desfiles. En una entrevista concedida por Alba Carrillo (31) para el programa Chester de Risto Mejide (43), la modelo no se cortó ni un pelo y reveló algunos de los momentos más duros de su trayectoria profesional en el mundo de la moda: "Hay una doble moral. En la MBFWM por ejemplo, tienes que dar un peso, el IMC (Índice de Masa Corporal), pero si das ese peso no cabes en la ropa de los diseñadores".

Aunque la maniquí no sea reconocida a nivel internacional ni mucho menos, la realidad es que ha vivido muy de cerca el trato a las modelos en las pasarelas y quizá ahora que está retirada de ellas, sea el momento de sacar a la luz los temas más polémicos. Carrillo también quiso contar algunos de los trucos infalibles de los diseñadores para que las modelos consigan llegar al peso mínimo requerido para desfilar en la pasarela en relación con su índice de masa corporal: "Te ponen pesas en los sujetadores, te hacen beber dos litros de agua... Una incoherencia más del mundo de la estética y la belleza".

Alba Carrillo durante su entrevista con Risto Mejide.

Alba Carrillo durante su entrevista con Risto Mejide. Gtres

Si bien es cierto que Alba se ha congraciado muchas críticas por estas declaraciones, también es cierto que hace más de una década, la pasarela en la que ella desfiló, como muchas otras a nivel internacional, se vio envuelta por el escándalo de las famélicas mujeres que desfilaban con aquellos modelos que todas deseábamos.

Cuca Solana, directora por aquel entonces del certamen tuvo que declarar ante la Asamblea de Madrid, por la selección de algunas modelos. La dirección de la Pasarela Cibeles desde el 2006 estableció unas medidas a favor de la salud y de la belleza, en contra de la extrema delgadez. Por ello, en 2006 la mayor parte de las noticias fueron referentes a que un 30 por ciento de las modelos fueron rechazadas por su extrema delgadez y no cumplir con los criterios establecidos.

[Más información: La industria de la moda contra Alba Carrillo: no hay trampas en el peso de las modelos]

Mucho ha llovido desde eso en todas las pasarelas del mundo ya que por aquel entonces, la modelos curvys y las Kardashian, que tanto bien han hecho con sus curvas por mucho que les chirríe a algunos, 90-60-90 siempre han sido los cánones de la belleza perfecta, pero ¿quién los puede cumplir? La verdad es que sentirse a gusto una con su cuerpo, dentro también de unos límites de estar sano porque tampoco valen los cien kilos, es quizá la medida más perfecta.

"Hay que prestar atención más al trabajo que hay detrás"

Alba Carrillo.

Alba Carrillo. Gtres

Con motivo de la Mercedes-Benz Fashion Week de Madrid, desde CHANCE han querido preguntar a algunos importantes diseñadores de moda su opinión al respecto y han manifestado su desacuerdo con la polémica que les persigue cada día sobre el trato a las modelos de sus desfiles. ¿Cómo eligen a los maniquíes? ¿Qué opinan de la talla?

La mayor parte de los diseñadores se justifican diciendo que lo verdaderamente importante es la salud de sus modelos independientemente de su delgadez y que si están perfectamente sanas no hay ningún problema en que su peso sea inferior a lo normal, por lo que somos conscientes de que a la hora de la verdad muchos de ellos se lavan las manos.

El diseñador Fabio Encinar ha mostrado su descontento con toda la pólemica que gira en torno a su profesión: "Hay que prestar menos atención a las polémicas y más al trabajo que hay detrás de cada desfile, mientras la salud no se vea afectada y las chicas estén sanas, no creo que deba hacerse más bola el tema", declaraciones muy similares a las de otros diseñadores como Leandro Cano que asegura: "Cada uno tenemos una complexión física y que se puede estar muy delgado o rellenito y estar perfectamente sano" o Ana Locking (47): "Es igual de perjudicial para la salud los desequilibrios alimenticios tanto por defecto, como por exceso".

Sim embargo, hay algunos diseñadores cuyo canon de belleza ideal no se adecúa al actual, como es el caso de la diseñadora Beatriz Peñalver que ha confesado: "Si me tengo que regir por un canon de belleza elegiría a las modelos de los noventa" aquellas modelos que reinaban en las pasarelas a las cuales no se las veía cadavéricas, Cindy Crawford (51), Claudia Schiffer (47), Naomi Campbell (47), Linda Evangelista (52), Carla Bruni (50) o Christy Turlington (49).

Otro que aboga por prendas para todo el mundo es Miguel Marinero que está a favor de vestir a todo tipo de cuerpos: "En nuestra firma siempre hemos vestido a todo el mundo, hemos hecho prendas a medida para todo tipo de mujer, y así seguirá siendo".

Juan Duyos.

Juan Duyos. Gtres

Según Juan Brea: "Yo siempre he defendido que las modelos perfectamente podrían tener una talla 38, si bien es verdad en Madrid hace años se tomaron medidas para que las modelos tuvieran una talla más. También es cierto que hay modelos que su metabolismo es muy delgado y no por ello tienen enfermedades de tipo alimenticio". El diseñador Duyos prefiere hacer oidos sordos ante la situación: "No me interesa esta polémica, nosotros hacemos todas las tallas. Las polémicas son para quien no entiende el sector". Por su parte, Marcos Luengo considera que hay que tener mucho cuidado con estos asuntos ya que pueden salpicar a multitud de adolescentes: "Hay que ser muy cauto en este sentido, sobre todo por la influencia que esto puede tener sobre la gente más joven". Lo que está claro es que las declaraciones de los diseñadores son completamente contradictorias a lo que vemos en el día a día sobre las pasarelas. Parece que ahora todos están a favor de que sus prendas se adapten a todos los cuerpos y que sus modelos estén sanas, pero cualquier desfile de moda muestra realidades muy diferentes. Es evidente que la polémica de las tallas de las modelos en las pasarelas en un tema que genera muchos debates y que desgraciadamente, siempre va a estar presente en nuestra sociedad.