Remedios caseros para eliminar granos de grasa

Remedios caseros para eliminar granos de grasa

¿Cómo hacer... ?

Cómo quitar los granos de grasa sin dejar marca

Los granos de grasa son quistes sebáceos que cuesta librarse de ellos ya que aunque aprietes siguen ahí. Descubre cómo quitar los granos de grasa.

10 mayo, 2020 11:31

Los granos de grasa o el acné son la peor pesadilla de todos nosotros. Sin embargo, el problema no siempre reside en el grano en sí, sino en las marcas que suele dejar cuando intentamos quitarlo. Esta situación empeora si sufrimos de acné severo, por lo tanto, es importante seguir unas pautas adecuadas para eliminarlos sin dañar la piel.

En este artículo te explicamos todos los detalles sobre cómo quitar un grano sin dejar marca. Sigue estos pasos y verás qué fácil será deshacerte de un quiste sebáceo, pues necesitará unos cuidados específicos.

Eliminar granos de grasa sin dejar marca

Explotar un grano como lo hacemos siempre conlleva riesgos para nuestra dermis, como dejar una cicatriz. Y es que al presionar el grano no solo contribuimos a la eliminación del pus, podemos dañar la salud de la piel a su alrededor. Esto hace también que, en ocasiones, causemos alguna lesión donde estaba el grano, lo que generará una cicatriz. Para evitarlo, conviene seguir estos pasos que te ayudarán a eliminar granos de grasa sin dejar marca.

  1. Para empezar, es fundamental que abras los poros de tu piel para que el contenido del grano salga fácil y sin provocar lesiones. Para ello, puedes tomar una ducha con agua caliente durante 20 minutos o hacer vahos con agua y una toalla para conseguir resultados similares.
  2. Cuando los poros estén abiertos, lávate muy bien las manos antes de quitar los granos de grasa para eliminar posibles bacterias. Sumerge un hisopo o un trozo de algodón en agua oxigenada y pásalo por el grano, así eliminarás las bacterias que puedan quedar para reducir el riesgo de infecciones.
  3. Ahora necesitas una aguja delgada y desinfectada con alcohol para esterilizarla antes de que entre en contacto con la piel. Pincha la parte superior del grano clavando la aguja en diagonal de manera que entre por un lado y salga por el otro. Debe introducirse solo de forma superficial en la piel, así se generará un punto de salida para el pus almacenado.
  4. Con la aguja todavía dentro, presiona el quiste sebáceo para contribuir al drenaje del mismo. Aprieta con delicadeza hasta que el pus se haya vaciado por completo, lo sabrás cuando comience a salir un poco de sangre. Deja que se drene bien hasta eliminar cualquier residuo de infección y ya puedes retirar la aguja. A continuación, pasa un algodón para limpiar la zona de cualquier residuo.

Recuerda no tocar demasiado la zona afectada después de quitar los granos de grasa, pues la suciedad de tus manos o las bacterias acumuladas podrían retrasar la curación o generar una nueva infección. Si tienes marcas por malos hábitos en el pasado, puedes utilizar alguna mascarilla para cicatrices, hay algunas muy efectivas.

Mascarilla facial: elimina las manchas y cicatrices del acné

Mascarilla facial: elimina las manchas y cicatrices del acné

Cómo quitar los granos de grasa con bicarbonato

Los granos aparecen por infecciones que se generan en los poros de la piel y terminan supurando en forma de pequeñas protuberancias. Muchas son las causas que explican la aparición de los granos de grasa, como cambios hormonales, una higiene inadecuada, el estrés o el efecto secundario de un medicamento.

Si estás cansado de probar remedios que no funcionan, es hora de que intentes hacerlo con bicarbonato de sodio. Este producto es perfecto para este fin, puesto que es un ingrediente económico, fácil de aplicar y muy efectivo. Es tan efectivo para quitar un quiste sebáceo porque actúa como un ácido poco agresivo y restaura el equilibrio del PH de la piel. Además, mejora su apariencia sin ocasionar daños en la dermis.

Tiene propiedades antiinflamatorias y antisépticas que combaten las bacterias y agentes infecciosos de los poros. Y, por último, puede eliminar el exceso de sebo originado por la hiperestimulación de las glándulas sebáceas. Estas son las formas en que puedes utilizarlo:

  1. La manera más sencilla de quitar los granos de grasa es usando bicarbonato de sodio mezclado con agua. Agrega 1/4 de taza de bicarbonato en un recipiente y poco a poco ve agregando agua hasta formar una pasta homogénea. Humedece una toalla con agua caliente y pásala con suavidad por tu rostro para abrir los poros antes del tratamiento. Después, aplica la pasta en los granos y haz masajes circulares con la yema de los dedos durante al menos un minuto. Por último, enjuaga tu cara con agua tibia, seca con pequeños golpecitos y aplica tu crema hidratante de forma habitual.
  2. También puedes elaborar una mascarilla facial de agua y bicarbonato para combatir un quiste sebáceo. Mezcla tres cucharadas de bicarbonato con dos de agua hasta obtener una pasta parecida a la crema dental. Lava bien tu rostro con un jabón para piel grasa y usa la mezcla de bicarbonato para cubrir los granos o las áreas problemáticas. Deja actuar un par de horas y enjuaga con agua tibia.
  3. Además, puedes elaborar un limpiador facial muy potente para quitar granos de grasa mezclando bicarbonato, zumo de limón y sal marina. Solo necesitas 1/4 de taza de zumo de limón con 1/4 de taza de bicarbonato. Elabora una pasta, añade una cucharada de sal marina y remueve hasta conseguir una mezcla homogénea. Con el rostro limpio, aplica con un algodón y espera 10 minutos. Después, retira con agua tibia y seca con cuidado.

No utilices ninguna mezcla con bicarbonato a diario, pues tiende a resecar la piel si se usa en exceso. Debe usarse unas dos o tres veces por semana y si hay pocos granos, lo ideal es aplicar la mezcla en ellos, no en toda la cara. Si tienes la piel sensible, puedes agregar gel de aloe vera a la mezcla para hacerla más refrescante y menos irritante.