SOCIEDAD

Detenido un joven de 23 años que agredió a dos homosexuales en plena Puerta del Sol

El ataque sucedió en abril cuando los chicos volvían de fiesta. Recibieron puñetazos y les lanzaron objetos al grito de "maricones".

Un joven muestra una pegatina durante una concentración contra la homofobia en Madrid.

Un joven muestra una pegatina durante una concentración contra la homofobia en Madrid. Efe

  1. Homofobia
  2. Sociedad
  3. Madrid
  4. Puerta del Sol

La Policía Nacional ha detenido a un joven de 23 años como presunto responsable de insultar y agredir a dos homosexuales en la madrileña Puerta del Sol. La agresión sucedió el pasado 22 de abril cuando los dos jóvenes volvían de fiesta y recibieron puñetazos y les lanzaron objetos como una lata de cerveza al grito de "maricones".

Según ha informado la Jefatura de la Policía Nacional, se les imputa al arrestado dos delitos contra la integridad moral y dos delitos leves de lesiones.

Las víctimas declararon que tres individuos empezaron a increparles cuando ellos volvían de fiesta sobre las siete de la mañana. Les insultaron por llevar una chaqueta de flores y les persiguieron. "Intentamos evitar el conflicto, pero nos lanzaron una lata de cerveza que casi nos alcanza", explicaron los agredidos. Cuando se giraron para pedirles que parasen, los agresores se abalanzaron contra ellos. Dos de ellos les agredieron físicamente, provocando la rotura de los huesos propios de la nariz de una de las víctimas.

Tras el ataque, los chicos fueron asistidos por los servicios sanitarios por varias lesiones en nariz y cara, de las que no necesitaron cirugía ni asistencia posterior. Luego, interpusieron una denuncia en dependencias policiales. 

"Desde Arcopoli felicitamos a la Policía Nacional por su implicación y la rápida detención, que da un mensaje a la sociedad de que las agresiones homófobas no son impunes y que mejor forma para erradicarlas es denunciar", explica a EL ESPAÑOL Rubén López, portavoz de delitos de odio de la asociación LGTB.

Los agentes policiales identificaron al presunto responsable, que fue reconocido por las víctimas "sin ningún género de dudas", según informa Europa Press, y finalmente fue detenido el pasado miércoles en las inmediaciones de su domicilio atribuyéndole cuatro delitos (contra la integridad moral y lesiones).

La investigación ha sido llevada a cabo por agentes de la Brigada Provincial de Información pertenecientes a la Jefatura Superior de Policía de Madrid.