El Español
Actualidad
|
Costa da Morte

Una mujer acusada de intentar matar a su madre en Cee (A Coruña) alega que fue un montaje

La procesada, que niega los hechos que se le imputan, se enfrenta a una pena de siete años y medio de prisión

A CORUÑA, 27 Sep. (EUROPA PRESS) -

Una mujer acusada de intentar matar a su madre y de maltratar a su padre, tetrapléjico, en la parroquia de Lires, en Cee (A Coruña) ha alegado que su progenitora miente y que todo fue un montaje. "Mi madre hace tiempo que ya me viene amenazando con que me iba a preparar una buena y que me iba a ir a Teixeiro", ha declarado la procesada, sobre la prisión, durante el juicio celebrado este martes en la sección primera de la Audiencia Provincial de A Coruña.

Según la Fiscalía, los hechos se remontan a un altercado sucedido el 21 de abril de 2020, sobre las 20:00 horas, en el domicilio familiar, en el que convivían la acusada y sus dos progenitores. En medio de una discusión, la mujer tiró sobre la cama a su madre, se subió de rodillas sobre su cuerpo y colocó un cojín sobre su rostro "durante un lapso de tiempo prolongado", por lo que impedía respirar a su progenitora "con ánimo de causarle la muerte".

Posteriormente, según el escrito de calificación fiscal, la perjudicada logró escapar de la acción de su hija y pidió ayuda por la ventana. La acusada, añade, también forcejeó con su progenitor y le dio varios golpes, además de colocar encima de su rostro un edredón y una chaqueta para que no pudiese hablar.

"Le quité el teléfono y caímos encima de la cama, donde hay cojines, pero yo no le hice nada. No la toque", ha asegurado la procesada. "Tengo mucho miedo a mi madre, nunca fue buena desde que nací", ha añadido.

Por su parte, la denunciante, que ha declarado por videoconferencia durante la vista, ha explicado que su hija la agarró de los pelos, la tiró sobre la cama y le puso un cojín en la cabeza. "Ella lo que quería era ahogarme. No tengo duda", ha sentenciado. El padre, por su parte, ha decidido no declarar.

Petición de condena

Por estos hechos, la Fiscalía pide para la acusada seis años y seis meses de prisión por un delito de homicidio en grado de tentativa, 12 meses por un delito de maltrato doméstico y la privación del derecho a la tenencia y porte de armas durante tres años.

Además, demanda que se le prohíba a la acusada aproximarse a menos de 200 metros de sus progenitores, al domicilio familiar y a cualquier lugar en el que se encuentre, así como comunicarse con ellos.

Asimismo, el Ministerio Fiscal ha solicitado que la acusada indemnice a cada uno de sus padres con la cantidad de 1.600 euros por los daños físicos y morales provocados.

Actualidad