Rodrigo Lanza, el presunto homicida

Rodrigo Lanza, el presunto homicida

LA LISTA DEL SÉPTIMO DÍA

El apoyo a Rodrigo Lanza de periodistas y políticos en 35 reflexiones

Rodrigo Lanza ha recibido en el pasado el apoyo de periodistas, políticos y amigos sin que a día de hoy resulte fácil distinguir a los unos de los otros

1. Dice un tal @masademocrata en Twitter que Víctor Láinez, la víctima del okupa Rodrigo Lanza, era un conocido ultraderechista. Paren rotativas que la exclusiva amerita cinco columnas.

2. Y añade el tal @masademocrata: “Me ha bastado una hora y tres llamadas para tener información que ningún puto medio se ha dignado a daros”.

3. A @masademocrata le ha costado una hora y tres llamadas darle a sus más de 100.000 seguidores la misma información que todos los medios españoles dieron desde el primer minuto de la noticia. Pero la puta prensa oculta información, las vacunas matan y los ovnis nos observan desde la cara oculta de la Luna.

4. Si yo publicara en EL ESPAÑOL la misma información que el resto de los diarios de la competencia, pero 24 horas después y entre grandes aspavientos (“¡Fuá lo que he sudao colega para conseguir la misma información que aparece en todos los boletines de EFE, Reuters y Europa Press!”), Pedro J. me mandaba de corresponsal a Saturno de una patada en el culo.

Algunos periodistas catalanes y de izquierdas cayeron de bruces en la trampa del documental Ciutat morta y acabaron tratando a Rodrigo Lanza como a un mártir 

5. A ver si lo que ocurre no es que los medios nos ocultan información sino que algunos tuiteros sudan sangre leyendo textos de más de 280 caracteres. Nada que no se arregle, en cualquier caso, pasando de nuevo por la escuela y repasando el alfabeto.

6. En algo hay que darle la razón a @masademocrata. Es cierto que algunos periodistas, la mayoría de ellos catalanes y de izquierdas, no han hecho un trabajo ejemplar con Rodrigo Lanza.

7. Todos los que se tragaron a dos carrillos ese Mein Kampf okupa que es el documental Ciutat morta, por ejemplo.

8. Documental en cuyo guion participó, nada más y nada menos, la madre de Rodrigo Lanza. ¿Y acaso hay algo más imparcial que una madre? Bueno, sí: una abuela. La de Rodrigo estaba casada con un almirante pinochetista chileno. Lo de los extremismos se ve que lo llevan bien, los Lanza.

9. A favor de los mencionados periodistas catalanes de izquierdas el hecho de que si se tragaron las mentiras y las manipulaciones del documental Ciutat morta no fue por credulidad sino por fanatismo ideológico. Y en un periodista, el fanatismo es un pecado infinitamente menos lesivo que la credulidad.

10. El 21 de enero de 2015, por ejemplo, Julia Otero entrevistó a Rodrigo Lanza en su programa Julia en la onda. “Como víctima de ese proceso, aquí tenemos a Rodrigo Lanza”. Literal. Julia Otero llamó a Rodrigo Lanza “víctima”.

Rodrigo Lanza dio una multitudinaria rueda de prensa en el Colegio de Periodistas de Cataluña y se asombró de la expectación creada por su presencia

11. Pasas cinco años en la cárcel por dejar tetrapléjico a un guardia urbano de una pedrada y te ganas el apelativo de “víctima”.

12. Si Rodrigo Lanza se llega a comer al guardia urbano ahí en medio de la calle Sant Pere Més Baix de Barcelona, la Otero acaba pidiendo su canonización como mártir de la gastronomía.

13. Sólo un día antes, Rodrigo Lanza había dado una multitudinaria rueda de prensa en el Colegio de Periodistas de Cataluña. “No sé bien qué siento, la verdad es que no me lo creía hasta ayer, y hasta ahora que veo todas estas cámaras”.

14. Se comprende su incredulidad. ¡Él, que lo único que había hecho era pegarle una pedrada en la cabeza a un guardia urbano, siento tratado como una estrella del rock por el gremio periodístico catalán!

15. No recuerdo, por cierto, que el Colegio de Periodistas de Cataluña le cediera sus espacios a la familia de la víctima de Juan José Salas, el guardia urbano víctima de Rodrigo Lanza, para contar su versión de la historia.

16. Tampoco lo hizo con los portavoces de la propia Guardia Urbana, que quizá tenían cosas interesantes que contar al respecto. Pero puedo equivocarme.

Algún día habrá que analizar el impacto de la admiración periodística en la psique de aquellos individuos que muestran una preocupante tendencia a la violencia

17. Dejamos para otro día el análisis del impacto que pueden tener las cámaras, la admiración genuflexa del gremio periodístico y las peticiones de entrevista en la psique de un individuo que parece mostrar una preocupante tendencia a la violencia.

18. Quiero decir que si yo hubiera dejado parapléjico a alguien de una pedrada y al salir de prisión me encontrara con que la prensa no sólo no me trata como a cualquier otro delincuente sino que me entrevista, me graba, me pide audiencia y me invita a dar mi versión de los hechos una y otra vez… quizá, y digo “quizá”, también acabara creyendo que lo que he hecho es digno de admiración.

19. Y si lo que he hecho es digno de admiración… ¿por qué no repetirlo?

20. Jordi Évole publicó el 19 de enero de 2015 en El Periódico de Cataluña un artículo titulado “Ciutat Morta (o cómo la mierda flota)”. En él, el presentador de La Sexta daba las gracias a los directores del documental por “mostrarnos otra versión de los hechos, la que se quiso silenciar, gracias por denunciar la tortura y por no estigmatizar a nadie por algo tan superficial como su estética”.

21. La versión de los hechos que según Évole se había querido silenciar, la del criminal, era la que a esas mismas horas estaban publicando y emitiendo todos los medios de Cataluña. Sin excepción. Como si no quedaran más noticias sobre la faz de la tierra

22. El mito de que los medios ocultan información, cuando todos ellos andan oliendo la sangre como tiburones hambrientos a la búsqueda PRECISAMENTE de ese tipo de noticias, es uno de los mitos más absurdos que rodean al periodismo.

23. Como detector de demagogos, el mito es sin embargo un filón: no se deja uno solo atrás

24. Pero volviendo a "la mierda que flota". En la cabeza de Évole, a Rodrigo Lanza no le condenaron por dejar tetrapléjico a un guardia urbana, sino por su estética. Hombre, digo yo que la pedrada también tendría algo que ver.

25. El mismo Rodrigo Lanza dijo que en su detención hubo “un componente racial”. ¿De qué raza está hablando Rodrigo Lanza si es blanco caucásico como los policías que le detuvieron, los jueces que le juzgaron y hasta los periodistas que le convirtieron en un mártir de la democracia?

Rodrigo Lanza llegó a dar una conferencia en la Universidad de Salamanca con el título Proceso de fascistización y montajes policiales

26. También es cierto que no toda la marea de cálida baba en la que flotó Rodrigo Lanza esos días salió de la boca de periodistas.

27. En 2009, Rodrigo Lanza dio una conferencia en la Universidad de Salamanca con el nombre Proceso de fascistización y montajes policiales.

28. Pobre universidad española. ¡Para lo que ha quedado!

29. En octubre de 2016, el ayuntamiento de Barcelona subvencionó con 30.000 euros el Centro para la Defensa de Derechos Humanos Iridia, al que pertenece la madre de Rodrigo Lanza. En serio: "Centro para la Defensa de Derechos Humanos" lo llamaron. No me digan que no es gracioso.

30. El encargado de firmar el acuerdo en representación del ayuntamiento de Barcelona fue el teniente de alcalde Jaume Asens, que en 2015 había cuestionado la actuación policial y pedido la revisión de la sentencia en calidad de observador de la Comisión de Defensa del Colegio de Abogados de Barcelona. ¿Alguien huele aquí un posible conflicto de intereses?

31. Un año antes, en 2015, el Ayuntamiento de Barcelona había concedido el Premio Ciudad de Barcelona, dotado con 7.000 euros, al documental Ciutat morta. El jurado, presidido por el crítico de cine Álex Gorina, dijo haberle concedido el galardón por “un ejercicio de la libertad de expresión a través del cine de denuncia indispensable en cualquier sociedad”. Nada más indispensable en cualquier sociedad que la hagiografía de delincuentes, muy cierto. 

32. Los directores del documental, Xavier Artigas y Xapo Ortega decidieron “aceptar el premio pero no recogerlo”. En la práctica, su show consistió en levantarse durante la entrega de premios para recoger el premio… pero dando un rodeo en el último segundo y dejando a Xavier Trias plantado con el premio entre las manos y cara de no entender nada.

Ada Colau colaboró a título personal en la financiación del documental Ciutat morta y le exigió al Ayuntamiento de Barcelona que le pidiera perdón a Rodrigo Lanza

33. Nada más violento que ver a la burguesía catalana siendo humillada por las mismas serpientes que ella ha incubado en su regazo

34. Pablo Iglesias se reunió en 2015 con la madre de Lanza para mostrarle su apoyo. Reminiscencias, entiendo, de aquella época en la que el líder de Podemos pedía (dicen que irónicamente) “salir a la caza de fachas”. Ada Colau, que había colaborado a título personal en la financiación de Ciutat mortale exigió por su parte al ayuntamiento que le pidiera perdón a Rodrigo Lanza.

35. Y Gabriel Rufián de ERC, que no pierde una oportunidad de perder una oportunidad de callarse, y que en 2015 manifestó su “admiración eterna” por Ciutat Morta. Siendo eterna, cabría preguntarle si sigue vigente a día de hoy. Me jugaría algo a que sí.

Ahora en portada

Blog del Suscriptor
Los principales acusados del caso De Miguel, Alfredo de Miguel, Aitor Telleria y Koldo Otxandiano.

26 acusados admitirán el cobro de comisiones en el juicio contra excargos del PNV

Siguiente