Mara Carfagna en el Congreso italiano.

Mara Carfagna en el Congreso italiano. Reuters

Europa

Mara Carfagna, la modelo italiana que amenaza a Berlusconi en Forza Italia

Está reuniendo apoyos para empezar una rebelión dentro del partido y protestar contra la decisión de Berlusconi de aliarse con Matteo Salvini.

Noticias relacionadas

Una exmodelo que ejerció como ministra de igualdad de Silvio Berlusconi está desafiando al ex primer ministro por el control de su partido político, Forza Italia. Mara Carfagna, de 43 años, está reuniendo apoyos para empezar una rebelión dentro del partido y protestar contra la decisión de Berlusconi de aliarse con Matteo Salvini, líder del partido de la Liga anti-migrantes.

"Necesitamos un centroderecha liberal y popular que no solo instigue al odio y la intolerancia", escribió en Twitter. Acto seguido, Berlusconi, de 83 años, ha negado las afirmaciones de que se ha convertido en una tercera oportunidad para Salvini.

Una fuente cercana a Forza Italia dijo que "a muchos parlamentarios no les gusta la caída de Berlusconi hacia el populismo" y que Carfagna recibió el respaldo de hasta 50 de los 160 parlamentarios del partido.

Exconcursante de Miss Italia, el nombramiento de Carfagna como ministro de igualdad de Berlusconi en 2008 fue considerado casi como una broma sobre todo cuando, un año antes, Berlusconi se había referido a ella en estos términos: "Si no hubiera estado casado, me habría casado con ella de inmediato". El comentario empezó una crisis matrimonial que llevó a su divorcio.

Pero la verdad es que, desde entonces, Carfagna se ha ganado el respeto como una política capaz, ayudando a aprobar la legislación para prevenir el acoso y la homofobia, y trabajando para introducir reglas para reducir la desnudez en la televisión. Se convirtió en vicepresidenta de la cámara baja del parlamento el año pasado.

Atormentado por los escándalos, Berlusconi renunció como primer ministro en 2011. Su partido está luchando con alrededor del 6% en las encuestas, lo que lo llevó a buscar una alianza con Salvini, de 46 años, cuyo partido está en el 34% después de su coalición con Cinco Estrellas se derrumbó el año pasado.

Carfagna criticó el nacionalismo de Salvini y se negó a unirse a Berlusconi en un mitin de Salvini el mes pasado después de enterarse de que Casapound, el grupo de extrema derecha, asistiría.

Este mes se opuso a la abstención de Forza Italia en una votación que aprobó una comisión parlamentaria sobre odio racial dirigida por Liliana Segre, una sobreviviente de Auschwitz. Al abstenerse, el partido evitó un enfrentamiento con Salvini, quien votó en contra de la comisión.

Si formara un grupo separatista, Carfagna buscaría ocupar el centro del espectro político de Italia, que se ha quedado abierto cuando Berlusconi se dejó arrastrar hacia la derecha por Salvini, dejando a la coalición de Cinco Estrellas y el Partido Demócrata en el izquierda.