El rey emérito, Juan Carlos I.

El rey emérito, Juan Carlos I. EFE

Tribunales

El Supremo archiva la querella de IU contra Juan Carlos I por las revelaciones de Corinna

Considera que los hechos ya fueron investigados y archivados por la Audiencia Nacional sin que el archivo fuera recurrido.

El Tribunal Supremo no investigará las revelaciones de Corinna Zu Saynn Wittgenstein sobre presuntos delitos cometidos por el rey emérito, Juan Carlos I. La Sala Segunda del Tribunal ha decidido inadmitir y archivar la querella presentada por el Partido Comunista, Izquierda Unida y el Foro de Abogados y Abogadas de Izquierdas después de la publicación en EL ESPAÑOL de las denominadas 'cintas de Corinna', una grabación en la que la amiga íntima de don Juan Carlos relataba cómo éste habría ocultado dinero en Suiza o puesto bienes inmuebles a su nombre, entre otras revelaciones.

La Sala Segunda del Supremo considera que los hechos recogidos en la querella y que se presentó el día del 40 aniversario de la Constitución Española ya fueron investigados y archivados en el Juzgado Central de Instrucción número 6, como solicitó además la Fiscalía. 

Puesto que nadie recurrió dicho archivo, el Supremo no ve ahora motivos para admitir a trámite la querella que también se dirigía contra el comisario José Manuel Villarejo, el director del CNI, Félix Sanz Roldán y otras personas por hasta 13 delitos en relación con el contenido de la mencionada grabación publicada por este diario. Se trataba de la grabación de una conversación entre la empresaria alemana, el empresario Juan Villalonga y el excomisario Villarejo que los tres mantuvieron en un hotel de Londres donde Corinna Larsen estaba alojada y donde les manifestó sus temores por su propia integridad al asegurar conocer hechos que hablarían de presuntos delitos cometidos por el rey emérito.

[Más información: "Las cintas en las que Corinna desveló que Juan Carlos I la usaba como testaferro: "No porque me quiera mucho, sino porque resido en Mónaco]

No se llevó a Juan Carlos I ante el Supremo

En el auto de archivo, el Tribunal explica que "en el procedimiento archivado en la Audiencia Nacional no se elevó ante la Sala Segunda del Tribunal Supremo ninguna exposición razonada en la que se pusiera de manifiesto la existencia de indicios de criminalidad contra algún aforado y, particularmente, contra el ahora querellado don Juan Carlos".

Un papel que habría correspondido al instructor del caso Villarejo en aquel momento, Diego de Egea, ante el que se presentó la cinta de dicha conversación en manos de Villarejo. El rey emérito sólo podría haber sido investigado por el Tribunal Supremo. Sin embargo, el juez no envió ninguna exposición razonada y la Fiscalía destacó la inviolabilidad de don Juan Carlos en el momento que sucedieron los hechos.

De Egea decidió también archivar la pieza V del caso Villarejo, la de Corinna, en la que se abordaban las revelaciones que hizo la empresaria alemana en la cinta que el excomisario Villarejo atesoraba.