Centro municipal de actividades para personas mayores de Orriols, Valencia.

Centro municipal de actividades para personas mayores de Orriols, Valencia. EL ESPAÑOL

Tribunales

El presidente de un club de jubilados de Valencia se lleva toda la caja, más de 10.000 euros

El Ayuntamiento de la ciudad ya ha denunciado los hechos ante la Fiscalía.

El presidente del club de jubilados del barrio valenciano de Orriols, Francisco José Rubio, se habría apropiado de todos los fondos de la asociación utilizando las claves bancarias que tenía como responsable para dejar la cuenta a cero, según han denunciado los propios socios y el ayuntamiento valenciano, que ya ha puesto los hechos en conocimiento de la Fiscalía.

Rubio, de 74 años, habría provocado un desfalco de más de 10.000 euros. Se habría dirigido a la Caja Rural de Valencia y habría sacado 5.000 euros correspondiente a las cuotas anuales de los asociados y habría dejado sin pagar varias facturas de alta cuantía, como las correspondientes a una comida de hermandad o un viaje a Madrid. Sumando estas deudas, sobrepasarían los 10.000 euros. Todos los años, los jubilados preparan rifas y otro tipo de actividades para cubrir sus gastos que también estaban bajo el control de Rubio.

Según fuentes del ayuntamiento valenciano, el hombre habría aprovechado que las otras dos personas de la junta directiva del club -que como él tenían autorización y firmas bancarias- no estaban en Valencia para dirigirse al banco y apropiarse de todo el dinero de los asociados. Previamente, habría solicitado a estas personas las claves de la cuenta bancaria.

Dice que lo devolverá

Los miembros de dicha asociación mantuvieron una reunión este lunes a la que no asistió el presunto responsable de la Administración Desleal y Apropiación Indebida. Sí que fue el coordinador de los centros de mayores de Valencia, a quien se ha informado de que el engaño podría extenderse a otros centros.

El hombre habría contactado al menos con la presidenta de otro club y le habría pedido 2.000 euros poniendo como excusa la falta de fondos de su asociación. Francisco José Rubio vive en el barrio de Orriols y los miembros de la asociación se han encontrado varias veces con él en las últimas fechas. Según dichas fuentes, él asegura que devolverá el dinero. Este diario ha intentado ponerse en contacto con él para recabar su versión y ha sido imposible.