Pablo Iglesias, durante un acto de campaña.

Pablo Iglesias, durante un acto de campaña. Efe

Política ELECCIONES GENERALES 2019

Podemos hace campaña electoral por la República: exhumaciones en Burgos y bandera tricolor en Éibar

Iglesias y Garzón coinciden en un mitin para celebrar los 88 años de la II República, y Belarra participará en la exhumación re represaliados en Burgos.

Podemos ha recuperado su discurso más radical en lo económico y social en estas elecciones generales del 28-A: subida de impuestos a las grandes empresas, nacionalizaciones de sectores estratégicos, bancos públicos... y un ataque sin precedentes a la prensa para colocarse en posición de víctimas de todos los poderes, de eso que llaman "la trama". Sin embargo, su estrategia de comunicación esconde otros de los temas obsesivos que han hecho bandera de su acción política en la legislatura: el referéndum de autodeterminación de Cataluña y el cambio constitucional del modelo de Estado que suponga el fin de la Monarquía en España.

Aunque no se habla de eso -es decir, no forma parte de sus mensajes fuerza-, este fin de semana Podemos hará campaña por la República en sus actos electorales. A propósito, la formación morada trata de "salirse de la agenda de la unidad de España", como dijo el propio Pablo Iglesias este viernes, cuando se reunía con 17 colectivos de la marea blanca sanitaria para defender su apuesta por este servicio público, defendido por el secretario general como "lo que de verdad une a los españoles". Mientras, su pareja y número dos del partido, Irene Montero, insistía en el mantra de "las cloacas del Estado" en Toledo.

Así estrenaban su campaña electoral en su primera jornada, pero la candidatura de Unidas Podemos no podrá sustraerse al aniversario de la proclamación de la II República en 1931, que se cumple este domingo 14 de abril. Ni quieren, todo hay que decirlo.

Este sábado, en la víspera, Ione Belarra protagonizará un acto homenaje a los presos republicanos "represaliados por el franquismo en la cárcel de Valdenoceda (Burgos)". Que hayan pasado casi 80 años no frena las intenciones del partido de Iglesias, aunque, eso sí, trata de desmarcarse de la "obsesión" que por la bandera tricolor tiene Izquierda Unida.

El caso es que el domingo, en el primer mitin que juntará al coordinador federal de IU, Alberto Garzón, y a su socio secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, se homenajeará a la bandera republicana en Éibar (Guipúzcoa), la primera ciudad que la izó en la madrugada del 14 de abril de 1931.

Imagen del izado de la bandera tricolor republicana en el Ayuntamiento de Éibar (Guipúzcoa) el 14 de abril de 1931.

Imagen del izado de la bandera tricolor republicana en el Ayuntamiento de Éibar (Guipúzcoa) el 14 de abril de 1931. Ayto. Éibar

La pequeña ciudad guipuzcoana fue la primera en toda España que, en las primeras horas del martes 14 de abril alzó la bandera tricolor, tras las elecciones municipales del domingo anterior. Fue a las 6.30 horas despuntando el día, cuando la corporación municipal recién elegida, con 10 regidores socialistas, ocho republicanos y uno del PNV, proclamó en Éibar la II República.

La idea de los de Garzón era darse el gustazo de izar la bandera tricolor en la misma plaza del Ayuntamiento de Éibar este domingo. Como hace todos los años la agrupación de IU en la ciudad. Sin embargo, el gobierno municipal socialista lo ha impedido, "alegando un acto oficial organizado previamente", tal como confirman fuentes oficiales. "El guiño al 14 de abril de 1931 es evidente", afirma un portavoz oficial de Podemos, "pero una cosa es la idea de la república y otra es lo de la bandera", apunta.

Como coportavoz del grupo parlamentario confederal de Unidos Podemos-En Marea-En Comú, Garzón sí que ha mantenido una lucha clara por reivindicar la bandera tricolor. Presente en todas sus comparecencias oficiales, de hecho IU llegó a presentar una proposición de ley, registrada el 9 de marzo de 2018, para modificar la 39/1981, por la que se regula el uso de la bandera de España y el de otras banderas y enseñas.

El texto, que se quedó en trámite y caducó con la disolución de las Cortes, preveía como artículo único una modificación del artículo sexto de esa norma para añadir un tercer apartado en estos términos: "Tres. Respetando la ubicación y preeminencia establecida en esta Ley para la bandera de España y resto de banderas oficiales, y sin alterarlas en forma alguna, las administraciones públicas podrán colocar de forma temporal enseñas, banderas, símbolos históricos, distintivos y cualquier otra manifestación gráfica de la libertad de expresión sin mayor limitación que la que sea de aplicación a cualquier espacio público y la establecida en la legislación sobre respeto a los derechos fundamentales, derechos humanos y memoria histórica".

Pablo Iglesias y Alberto Garzón, líderes de Podemos e IU, en el Congreso.

Pablo Iglesias y Alberto Garzón, líderes de Podemos e IU, en el Congreso. E.E.

Todo el grupo, eso sí, acudió con una enseña republicana en la solapa. Era la primera ocasión en que la totalidad de los representantes dependientes de Iglesias eran convocados por su líder a ese acto, y lo utilizaron parea reclamar una "república feminista". Y junto a Garzón elevaron el tono republicano contra la "hidra de tres cabezas" que identificaron tras la irrupción de Vox en las elecciones andaluzas del 2-D.

Belarra y la exhumación de represaliados

En Valdenoceda (Burgos) la portavoz adjunta Ione Belarra, y número uno por Navarra de Unidas Podemos acompañará este sábado junto a la candidata burgalesa María Dolores Martin-Albo, a los familiares de los represaliados por el franquismo en la exhumación de sus restos de la fosa común del "campo de exterminio" y la entrega de los restos. 

La prisión franquista de Valdenoceda (Burgos) y el exhumado número 15 de la fosa común.

La prisión franquista de Valdenoceda (Burgos) y el exhumado número 15 de la fosa común. Valdenoceda.com

El acto está organizado por la Asociación de Familias de Represaliados en la Prisión de Valdenoceda, y es un homenaje a las víctimas de aquel penal burgalés que se realiza todos los años en el cementerio del pueblo. En esta ocasión, Podemos ha querido llevar al centro de su campaña electoral este "símbolo de la represión franquista en la comarca de las Merindades".