Pablo Casado y María Dolores de Cospedal durante la presentación de avales.

Pablo Casado y María Dolores de Cospedal durante la presentación de avales. Efe

Política EL PP ANTE SU CONGRESO

Santamaría y Casado exhiben músculo con sus avales ante una Cospedal rodeada de anónimos

Mañana de infarto en Génova. El plazo para presentar candidaturas se cerraba este miércoles a las dos de la tarde y los siete aspirantes a suceder a Mariano Rajoy han presentado sus candidaturas en una entrega de los avales ha estado cargada de simbolismo. La llegada más esperada ha sido la de la exvicepresidenta del Gobierno. Soraya Sáenz de Santamaría llegó escoltada por dos exministros: Alfonso Alonso (presidente del PP vasco) y Fátima Báñez, representante del PP andaluz. Y por José Luis Ayllón, exjefe de gabinete del expresidente del Gobierno.

Santamaría ha sido la candidata que más respaldo público ha recibido durante toda la mañana. Otros tres exministros de la talla de Íñigo Méndez de Vigo, Álvaro Nadal e Íñigo de la Serna reconocieron públicamente que apoyarían a la exvicepresidenta del Gobierno. También el vicesecretario de Comunicación, Pablo Casado, quiso exhibir músculo y se presentó en la sede nacional del PP junto con otro miembro del PP vasco, el vicesecretario Javier Maroto, y jóvenes con responsabilidades en el PP como la valenciana Belén Hoyo, el murciano Teodoro García o la madrileña Isabel Díaz Ayuso.

Perfil bajo

La última en llegar ha sido la todavía secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, la única que ha optado por ir acompañada con militantes de base anónimos. Bajo el brazo llevaba con 3.336 avales. De momento, la presidenta del PP de Castilla-La Mancha cuenta ya con el respaldo público de Madrid, una de las organizaciones más fuertes de toda España, y del expresidente del Congreso, Jesús Posada. Pero ha querido sacudirse la imagen de que es la candidata del aparato y ha optado por no dejarse fotografiar todavía con pesos pesados del PP.

De la Serna no optará a la presidencia y apoyará a Santamaría

A pesar de las fotos del día, Cospedal cuenta con mucho apoyo interno del PP. Por ejemplo, la exministra de Defensa cuenta con el respaldo del exministro Juan Ignacio Zoido y tampoco se descarta que muchos de los que apostaban por Feijóo finalmente apuesten por su candidatura. Las quinielas dentro del partido conservador es que la presidenta del Congreso, Ana Pastor, y gran parte del clan gallego son más afines a la secretaria general. Navarra y Extremadura podrían decantarse también por esta candidaturas tras la espantada de Feijóo. Hay otras, como la Comunidad Valenciana, que se sienten divididos entre dos candidaturas.

La inscripción

De momento, en la competición hay siete aspirantes aunque al Congreso solo podrán llegar dos. El exministro José Manuel García-Margallo y José Ramón García-Hernández han coincidido en la sede a la hora de inscribir sus candidaturas y se han dado un fuerte abrazo. El expresidente de Nuevas Generaciones de Valencia, José Luis Bayo, y el concejal Elio Cabanes son los menos conocidos pero también han marcado territorio.

Ahora serán los afiliados los que, con su voto, decidan qué dos aspirantes pasan a la segunda fase. De momento, aquellos militantes que quieran votar en estas primarias tienen que inscribirse en sus sedes antes del lunes. Hay dos requisitos imprescindibles para hacerlo: tener un año de antigüedad en el PP y estar al corriente de pago de la cuota.