Guindos, en la comisión parlamentaria del caso Bankia.

Guindos, en la comisión parlamentaria del caso Bankia. Emilio Naranjo Efe

Política Caso Bankia

Guindos desvela que Rato le pidió revocar su dimisión como presidente de Bankia

El ministro de Economía culpa a Zapatero de no atajar el problema de fondo de las cajas y dice que España hubiera sido expulsada del euro sin el rescate bancario.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha desvelado que Rodrigo Rato le pidió revocar su dimisión como presidente de Bankia un día después de haberlo comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Guindos ha dicho este martes en la comisión parlamentaria sobre la crisis financiera que Rato le telefoneó después de anunciar su salida de la entidad y le aseguró que quería aguantar hasta la siguiente Junta de Accionistas. Guindos se negó a aceptarlo.

"Me comunica que lo ha pensado bien y que va a continuar de presidente hasta la siguiente Junta", ha relatado Guindos. "En ese momento, le dije 'mire, usted dimite inmediatamente porque ya lo ha comunicado a la CNMV'".

Guindos, que fue secretario de Estado cuando Rato era ministro, ha evitado mencionar el nombre de Rodrigo Rato en toda su comparecencia y siempre se ha referido a él como el "ex presidente de Bankia". El ministro de Economía se ha defendido de las acusaciones dirigidas contra él que hizo Rato la semana pasada asegurando que se "excedieron los límites legales" durante la etapa de Rato al frente de la entidad. Guindos no ha aludido al supuesto complot de varios ministros para meter en la cárcel a Rato.

Gestión "inaudita"

El titular de Economía ha recordado que la CNMV multó a Bankia por manipular el mercado con compra de acciones propias semanas antes de la dimisión de Rato. Además, ha negado que la cifra final que el Estado inyectó en Bankia viniera determinada por la reformulación de las cuentas realizada por el equipo de José Ignacio Goirigolzarri, tal como indicó la semana pasada Rato. Guindos ha subrayado que la cantidad se definió en el marco del programa de asistencia financiera por parte de la Unión Europea.

Guindos ha asegurado que el entonces presidente de Bankia "planteó varias operaciones de fusión con diversas entidades" pero que "ninguna de estas se concretó". Y ha calificado de "hecho inaudito" que Rato presentase las cuentas de Bankia sin la firma del auditor.

Guindos sobre Rodrigo Rato

Zapatero, culpable 

Guindos ha acusado al gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero (2004-2011) de no resolver el problema de fondo que tenían las cajas de ahorro y ha afirmado que no tomó medidas para mejorar la gobernanza de estas entidades. El ministro ha explicado que Bankia que era la entidad con más déficit, optó por cubrirlo con su salida a Bolsa

"(Zapatero) no atacó los problemas de fondo de la banca, ni se analizó balances, ni activos dudosos, ni se tomó medidas sobre los consejos, excesivamente politizados y no profesionales", ha dicho.

En ese punto, ha recordado que el Tribunal Supremo, en su sentencia del 2016, señaló "graves inexactitudes" en el folleto de salida a Bolsa. Guindos ha asegurado que tras la nulidad de las acciones que los minoristas compraron en Bankia y el mecanismo aprobado por el actual Gobierno para poder recuperar el dinero, cerca de 190.000 pequeños ahorradores han recibido hasta finales de junio casi 1.850 millones de euros.

Expulsión del euro sin rescate

Guindos ha asegurado que desde 2013 el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (Frob) ha encargado 'análisis forenses' sobre operaciones "dudosas" y de riesgo y se han enviado a la Fiscalía casi 60 operaciones de este tipo que habrían generado más de 3.700 millones de euros "de perjuicio".

El ministro ha defendido el rescate financiero y ha dicho que la alternativa hubiera sido el concurso de acreedores de todas las entidades. En su opinión, esa situación hubiera generado una suspensión de pago de "consecuencias inimaginables", porque el fondo de garantía de depósitos no hubiera podido hacer frente a los 250.000 millones de euros exigidos por los depositarios

"Hubiera supuesto casi el rescate completo de la economía e incluso la salida de España de la zona Euro", ha dicho. 

Guindos ha señalado que el relevo en la presidencia de Bankia fue el adecuado, y que el rescate de la entidad, también. El ministro ha reiterado que Bankia es uno hoy el banco más solvente de España. Sobre el rescate financiero en general, Guindos ha cifrado su cuantía en unos 60.000 millones de euros, de los que asegura se han recuperado 9.000 millones en intereses, dividendos y desinversiones y otros 10.000 que se han devuelto a los inversores en participaciones preferentes y la salida a Bolsa de Bankia.

"Nos queda un 61% de Bankia y creo que va a valer muchísimo", ha dicho. "Hay que maximizar el retorno para el contribuyente".