Pedro Antonio Sánchez y Miguel Sánchez, portavoz de Cs en Murcia.

Pedro Antonio Sánchez y Miguel Sánchez, portavoz de Cs en Murcia. Marcial Guillén Efe

Política Pedro Antonio Sánchez no dimite

Ciudadanos da por roto el pacto con el PP en Murcia y valora sumarse a una moción de censura

Pedro Antonio Sánchez se enroca en su cargo y Albert Rivera critica que el PP proteja "a un imputado".

Jorge Sáinz Ana I. Gracia

Máxima tensión entre PP y Ciudadanos tras una reunión infructuosa en la que Pedro Antonio Sánchez se enroca en la Presidencia de Murcia. Tras una hora de conversación entre el presidente autonómico y el portavoz regional del partido naranja, Miguel Sánchez, Ciudadanos da por roto el pacto que ayudó a Sánchez a convertirse en el presidente de la región. "El Partido Popular ha roto el pacto de investidura. Los cuatro escaños de Ciudadanos en la región no estamos dispuestos a permitir esta situación", reconoció el portavoz regional de Cs en una rueda de prensa posterior.

El presidente de Murcia envió a su portavoz a dar las explicaciones pertinentes ante la prensa. Noelia Arroyo aseguró que "se está cumpliendo el pacto. Ciudadanos tiene que explicar por qué lo que vale en otras comunidades autónomas, no vale para Pedro Antonio Sánchez". El PP fue un paso más allá y pidió a su socio que "se posicione si está con el Gobierno para actuar en lo importante o se hecha en brazos de PSOE y Podemos". 

Tras la negativa del presidente de Murcia a cumplir con las exigencias de Cs, el partido de Albert Rivera no descarta sumarse a una moción de censura. "No podemos permitir un presidente sospechoso de presunta corrupción política". Sánchez ha anunciado que se reunirá con el líder socialista en Murcia, Rafael González Tovar, para buscar soluciones. El propio Albert Rivera ha reconocido a través de las redes sociales que "la cúpula del PP prefiere proteger a su imputado y romper el pacto de investidura antes que poner a un nuevo presidente del PP en Murcia".

El portavoz autonómico de Ciudadanos ha reconocido que ha dado la opción al PP de presentar un candidato alternativo para evitar una moción de censura, pero que Pedro Antonio Sánchez se ha negado a abandonar su cargo. El presidente de Murcia está citado a declarar como investigado el próximo lunes. El dirigente del PP, que siempre ha defendido su inocencia, tiene en su mano la posibilidad de adelantar las elecciones autonómicas para zanjar esta crisis.

"Estamos siendo muy responsables, marcando los tiempos", ha dicho el portavoz de Ciudadanos. "Veníamos con un plan, con una solución que hemos puesto encima de la mesa para que la fuerza más votada siguiera gobernando en la Región".