El candidato a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, observa a la portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua.

El candidato a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, observa a la portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua. EFE

España

Aizpurua defiende a los presos de ETA y a Otegi; Sánchez calla y Casado lo tilda de "nauseabundo"

La segunda jornada del debate de investidura arranca con una gran bronca a raíz del discurso de la portavoz de EH Bildu.

Noticias relacionadas

La intervención de la portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua, ha generado tensión este domingo en el hemiciclo del Congreso por sus alusiones a Arnaldo Otegi, a la monarquía y la "represión" en el País Vasco, que han despertado las protestas de diputados de la derecha y llamadas a la calma desde el PSOE y Unidas Podemos.

Un discurso en el que ha defendido a los presos de ETA y criticado los "seis años injustos" que Arnaldo Otegi pasó en prisión, así como a las instituciones españolas y al Rey. Silencio en la bancada del PSOE y el candidato a la presidencia, Pedro Sánchez, lo omite en su respuesta.

"Vosotros nos matabais a nosotros", le ha recriminado el presidente del PP, Pablo Casado, a Aizpurúa desde su escaño, que ha calificado el discurso de EH Bildu de "nauseabundo". Santiago Abascal ha abandonado el hemiciclo "para no seguir escuchándola".

El diputado popular Adolfo Suárez Illana ha optado por mantenerse en su escaño de miembro de la Mesa pero dando la espalda a la cercana tribuna de oradores.

En el revuelo, la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, ha pedido respeto a la libertad de expresión, mientras que el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, se ha levantado pidiendo calma, al igual que el ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos.

Al término de su intervención, la diputada vasca ha recibido gritos de "¡fuera, fuera!", procedentes de las bancadas del PP, Vox y Ciudadanos.

Gritos de "fuera" a Bildu, "viva el Rey" y "viva España"