El general Varela, JEME, y la ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles, en una imagen de archivo.

El general Varela, JEME, y la ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles, en una imagen de archivo. EP

España FUERZAS ARMADAS

El Ejército tramita la expulsión del cabo Santos Soto tras firmar un manifiesto antifranquista

Además de por vulnerar el principio de neutralidad política, el militar acumula otras dos faltas en el Ejército por otras manifestaciones públicas.

Noticias relacionadas

El Ejército de Tierra ha iniciado el proceso de expulsión de las Fuerzas Armadas del cabo Marco Antonio Santos Soto, uno de los militares en activo que firmó en agosto de 2018 un manifiesto en contra del dictador Francisco Franco.

Según ha detallado a Europa Press el abogado del cabo, la notificación fue recibida esta semana firmada por el Jefe de Estado Mayor del Ejército de Tierra, el general Francisco Javier Varela, y le informa de la sanción de resolución de compromiso con las Fuerzas Armadas.

Esta decisión aún no es definitiva, ya que puede ser recurrida, y el cabo tiene intención de presentar recurso de alzada ante la ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles, para que sea ella quien tenga la última palabra.

El cabo fue uno de los pocos militares en activo que en el verano de 2018 prestó su firma a un manifiesto antifranquista que nació como respuesta a un anterior manifiesto a favor de la figura militar de Franco, suscrito por centenares de oficiales ya retirados.

Santos fue sancionado por esta acción debido a que el régimen disciplinario de los militares recoge como falta muy grave romper la neutralidad política. Más tarde le fue impuesto un segundo expediente por protagonizar una recogida de firmas en Internet y este mes ha sido de nuevo expedientado por su actividad en redes sociales.

El expediente de resolución de compromiso apunta que el militar manifestó en Internet comentarios contrarios al ordenamiento constitucional, a la Corona y a las demás instituciones y órganos constitucionalmente reconocidos, según ha explicado su abogado a Europa Press que sin embargo defiende que Santos en ningún momento hacía mención en redes sociales a su condición de militar.

Al margen de este procedimiento de expulsión, el cabo Marco Santos finaliza su relación con las Fuerzas Armadas en marzo de 2020, fecha en la que cumple los 45 años que ponen fin a su "compromiso de larga duración" con la milicia.