Torrent este jueves en los pasillos del Parlament

Torrent este jueves en los pasillos del Parlament

España

El choque entre ERC y JxCat por el estatus de Puigdemont bloquea el Parlament y amenaza al 'Govern'

El pleno del Parlament se ha suspendido este jueves ante la absoluta disparidad de criterios de JxCat y ERC sobre la fórmula para que sus diputados suspendidos por el Tribunal Supremo puedan delegar su voto. La tensión entre JxCat y ERC ha ido en aumento en los últimos días, hasta el punto de que fuentes del separatismo no descartan que esta crisis pueda tener graves consecuencias para la estabilidad del Govern.

El problema de fondo es que Puigdemont no está dispuesto a renunciar a su pretendido estatus de presidente legítimo en el exilio aceptando la decisión del juez Pablo Llarena de suspenderle temporalmente como diputado. Pero la realidad es que el Parlament tiene la obligación de acatar la resolución del Tribunal Supremo que suspende cautelarmente en sus funciones a cuatro diputados de JxC -Jordi Rull, Josep Turull, Jordi Sánchez y el propio Puigdemont- y a dos de ERC -Oriol Junqueras y Raül Romeva-; en total, los seis diputados que tienen que responder ante la Justicia por el delito de rebelión.

Lo sorprendente es que JxCat había acordado con ERC proceder a esa sustitución y que, al final, ha dado marcha atrás. El miércoles, los letrados del Parlament advirtieron a JxCat de que no contabilizarán los votos de Carles Puigdemont, Jordi Sànchez, Jordi Turull y Josep Rull si no emiten un escrito a la Mesa para designar a un miembro de su grupo para que ejerza temporalmente sus funciones, pero esta mañana JxCat entendía que no hacía falta presentar ningún documento en ese sentido.

El portavoz de JxCat, Albert Batet, ha registrado un escrito en el que comunica a la Mesa que "continuará votando en representación" de los cuatro diputados afectados, después de que el Parlament votara el pasado martes un dictamen que rechaza las suspensiones anunciadas por el Supremo.

Sin embargo, fuentes cercanas al presidente de la Cámata, Roger Torrent, han explicado que este escrito contiene un "error de base que se tiene que enmendar", ya que son los propios diputados afectados quienes deben dirigir a la Mesa un documento en el que comuniquen que Batet o a cualquier otro diputado de su grupo votará en representación suya.

La presión para Torrent

El aviso de Torrent no ha hecho variar el posicionamiento de JxCat: "De momento, no nos movemos", han afirmado fuentes de este grupo, que consideran que el escrito presentado esta mañana por Batet ya es "adecuado" y no es necesario presentar otro documento con las firmas de los cuatro afectados.

Fuentes de ERC han reconocido que no les gusta el escrito presentado por Batet pero se han mostrado dispuestas a permitir una "interpretación amplia" que dé por bueno un documento similar con las firmas individuales de cada uno de los diputados de JxCat suspendidos.

Por el despacho del presidente de la Generalitat, Quim Torra, han pasado esta mañana los portavoces de JxCat, Albert Batet y Eduard Pujol, además de otras personas de la confianza del president, para analizar la situación.