Rajoy, este jueves en un acto en Logroño.

Rajoy, este jueves en un acto en Logroño. Efe

España

Rajoy dice que "haga lo que haga ETA" no va a cambiar la política antiterrorista

El presidente del Gobierno asegura que la banda terrorista "no va a encontrar ningún resquicio para la impunidad de sus crímenes".

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha garantizado este jueves que "haga lo que haga y diga lo que diga" ETA, no va a cambiar la política antiterrorista, va seguir aplicando la ley en todo momento y la banda terrorista no va a encontrar ningún resquicio para la impunidad de sus crímenes. Rajoy ha lanzado este mensaje en un acto en un centro de la Guardia Civil en Logroño después de que este miércoles ETA anunciara por carta que ha dado por finalizado su "ciclo histórico" y su función y que ha desmantelado "completamente todas sus estructuras".

El presidente del Gobierno hacía estas declaraciones momentos antes de conocerse un nuevo comunicado de la banda terrorista, en el que anunciaba su disolución para "materializar el derecho a decidir" en País Vasco y lograr la "constitución del Estado vasco".

Ante la carta conocida este miércoles y otras iniciativas como vídeos y comunicados que ha calificado de "ruido" y "propaganda", el jefe del Ejecutivo ha recordado que ETA no consiguió nada de la democracia española cuando asesinaba, ni tampoco cuando dejó de matar porque su capacidad operativa fue "liquidada" por las fuerzas de seguridad.

Rajoy sobre ETA: "No desaparecen sus crímenes"

Ahora ha reiterado que tampoco va a lograr nada con nuevas operaciones de propaganda. "La única política de futuro en materia antiterrorista, como siempre, es aplicar la ley, que para eso está. Y que nadie -ha subrayado- se llame a engaño".

De esta forma ha ratificado la política contra la banda, que incluye la dispersión de presos, y ha rechazado la posibilidad de que, tras la desaparición de ETA, el Gobierno pueda plantearse un acercamiento de sus presos al País Vasco. Pero en ningún momento ha hecho referencia explícita a las declaraciones del lehendakari, Íñigo Urkullu, en las que ha considerado que Rajoy es sensible a un cambio en la política penitenciaria.

"ETA ha sido derrotada por la acción del Estado de derecho y por la fortaleza de la democracia española. Esa -ha dicho- es la única verdad que resplandece sobre tanta palabrería y comentario como lo que estamos oyendo estos días". Para él, los únicos "artesanos de la paz" dignos de tal nombre son los miles de guardias civiles, policías, jueces y fiscales que han "acorralado" a ETA hasta obligarla a reconocer su fracaso.

Ha sido a renglón seguido cuando ha insistido en que "haga lo que haga ETA no va a encontrar ningún resquicio para la impunidad de sus crímenes". "ETA puede anunciar su desaparición, pero no desaparecen sus crímenes ni la acción de la Justicia para perseguirlos y castigarlos", ha añadido antes de subrayar también que "haga lo que haga y diga lo que diga" no va a cambiar la "realidad incuestionable" de que su proyecto "ha sido un clamoroso y rotundo fracaso".

Rajoy ha insistido: "Nada les debemos y nada les tenemos que agradecer. El agradecimiento y el reconocimiento es para tantas víctimas que siempre estarán en nuestra memoria y para los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado que han dado esta batalla y la han ganado.