Polémica celebración de Simeone. Foto: Twitter (@chirichampions)

Polémica celebración de Simeone. Foto: Twitter (@chirichampions)

Fútbol CHAMPIONS LEAGUE

La obscena celebración de Simeone: se tocó sus partes tras el gol de Giménez

Giménez puso el primer gol del partido de su equipo ante la Juventus y el entrenador argentino lo celebró de una forma muy fea. 

Noticias relacionadas

El Atlético de Madrid se ha llevado una sufrida victoria contra la Juventus, en partido correspondiente a la ida de los octavos de final de la Champions League. Los rojiblancos se pusieron por delante gracias a un gol de Giménez, pero el gran protagonista de la posterior celebración fue Simeone.

'El Cholo' celebró el primer gol del Atlético tocándose sus partes. Una forma poco ortodoxa y que será de lo más comentada, ya que a otros por mucho menos se los ha criticado con dureza en los últimos años. El técnico argentino siempre ha sido un showman, llamando a la guerra a su afición y levantando el ánimo del estadio cuando más se necesitaba. Al término del encuentro, el entrenador explicó su gesto en zona mixta: "Significa que tenemos huevos. Muchos huevos. Ya lo he hice en alguna ocasión de jugador". 

El equipo rojiblanco tuvo que sufrir para ganar a la Vecchia Signora. El comienzo del partido estuvo peleado y el VAR fue decisivo para mantener el empate a cero. El colegiado del encuentro, Felix Zwayer, señaló el punto de los once metros tras caer Diego Costa ante De Sciglio dentro del área. Sin embargo, al revisar la acción desde el videoarbitraje se avisó al árbitro alemán que debía ver la jugada. Al hacerlo, rectificó su decisión ya que la falta había sido fuera del área.

El espíritu Simeone

El encuentro se fue al descanso con el marcador sin moverse y ya en la segunda parte, el espíritu de 'El Cholo' Simeone se impuso en todo el estadio. El gol anulado a Álvaro Morata por falta sobre Chiellini acabó de encender al banquillo colchonero y también a todo el Wanda Metropolitano. El VAR volvió a entrar en escena después de que la afición rojiblanca celebrase el tanto por todo lo alto -así como el propio delantero-.

Morata

Morata

Sin embargo, tanto llegó el cántaro a la fuente que acabó por romperse. José María Giménez la rompió para exaltación del banquillo, con Simeone como actor principal con su 'tocadita', y también del estadio. Pero fue en el segundo, y definitivo, tanto de los atléticos el que provocó que el Wanda Metropolitano se viniese abajo. Godín puso tierra de por medio en el luminoso y dejó a los rojiblancos con pie y medio en los cuartos.

[Más información: Cristiano Ronaldo desafía a la grada del Wanda: enseña la manita]