Esteladas en Montilivi durante el Girona - Real Madrid

Esteladas en Montilivi durante el Girona - Real Madrid REUTERS

Fútbol

El doble juego de LaLiga: quiere envolver el Girona - Barcelona con 40.000 banderas españolas

El encuentro de LaLiga que se disputará en EEUU continúa aumentado la tensión. Si primero fue la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) y después la Real Federación (RFEF) quienes se opusieron a que se celebrara el partido, ahora la polémica está en la carga política que podría tener el duelo elegido por Javier Tebas.

El Girona - Barcelona de la jornada 21 es el seleccionado por LaLiga para que se dispute en el Hard Rock de Miami. La fecha sería el 26 de enero de 2019 a las 20:45 horas españolas. La amenaza de vivir un aquelarre independentista sobrevuela ahora sobre la sede de la asociación presidida por Tebas y ha decidido contraatacar con una nueva propuesta. 

La intención del máximo dirigente de LaLiga es, ahora y dentro de su doble juego, llenar el estadio estadounidense con 40.000 banderas españolas que se repartirían antes del encuentro. Además, antes del inicio sonaría el himno español y el norteamericano. Una medida que viene provocada por las facilidades que tendrían los grupo independentistas catalanes para conseguir de una vez esa visibilidad internacional que hasta ahora no han logrado. 

El Girona recibirá 4 millones de euros por este partido, se desconoce si el Fútbol Club Barcelona cobrará la misma cantidad aunque se supone que ambos equipos deberán tener los mismos ingresos. Ahora, la entidad gerundense trabaja para contentar a sus aficionados a través de viajes pagados a EEUU. 

LaLiga no confirma de forma oficial que será el derbi catalán el que se jugará en Miami, pero de hecho la Federación de Peñas del Girona ya se ha reunido con Aficiones Unidas para preparar una posición conjunta sobre dicho encuentro. Después, en la mañana de este jueves, LaLiga ha enviado un plan de compensación a los abonados. Entre las medidas que están estudiando junto al Girona es la de ofertar a los socios cuatro posibilidades:

1- Viaje y entrada para 1.500 personas gratis.

2- Viaje y entrada con dos en un hotel de cuatro estrellas por 450 euros.

3- 5.000 entradas para el Barcelona - Girona que se jugará el 23 de septiembre.

4- Descuento del 40% en el abono anual. 

El miedo de Javier Tebas de que el Girona - Barça sea el 'lazo perfecto para el independentismo' ha provocado que el presidente de LaLiga estudie prohibir el acceso de cualquier símbolo o pancarta política al Hard Rock Stadium de Miami. Mientras, el Girona, a pesar de la petición su propia Federación Peñas, ha decidido mantener silencio y no posicionarse todavía sobre el partido. 

Las críticas a que el derbi catalán sea el elegido no han tardado en aparecer y dirigentes históricos como Lendoiro han tachado a la iniciativa de Tebas como "ilegal e inoportuna" debido al tenso momento político que se vive en Cataluña. Un callejón sin salida para LaLiga que, a sus ya graves problemas con AFE y RFEF, se ha sumado su desacierto a la hora de elegir el duelo que representará a la competición española en su primer partido fuera del territorio nacional.  

La celebración del Girona - Barcelona entra dentro del acuerdo al que ha llegado Tebas con Relevent Sports, propiedad de Stephen Ross que a su vez es dueño de los Miami Dolphins de la NFL. Esta empresa es la organizadora de la exitosa International Champions Cup que reúne todos los veranos a los mejores clubes del mundo durante las pretemporadas. El contrato con LaLiga tiene una duración de 15 años y se especificaba que Barcelona o Real Madrid deberían jugar en EEUU, aunque en ningún caso sería El Clásico

Del silencio del Girona a un Barcelona que se pone de perfil

Por su parte, el Real Madrid ya se ha mostrado contrario a la iniciativa de Javier Tebas y ha desechado la opción de disputar una jornada del campeonato fuera de España. En el otro frente se sitúa un Barcelona impulsor de la idea de LaLiga y que, además, se ha vuelto a poner de perfil respecto a la oportunidad que tendrá el independentismo de hacer llegar a todo el mundo su mensaje. El propio portavoz del club catalán, Josep Vives, ha declarado que "solo se va a disputar un partido de fútbol" y que "entrar en valoraciones sobre lo que puede hacer la gente es gratuito".