Paolo Guerrero jugará el Mundial definitivamente.

Paolo Guerrero jugará el Mundial definitivamente. Reuters

Fútbol

La FIFA suspende de nuevo a Paolo Guerrero

Noticias relacionadas

Paolo Guerrero está viviendo uno de los peores momentos de su carrera como futbolista profesional. La FIFA ha vuelto a tomar la decisión de implantarle la sanción por supuesto consumo de medicamentos ilegales. Tras haber llegado a un acuerdo para poder jugar con Perú el Mundial de Rusia, el delantero tendrá que hacer frente a los catorce meses de castigo.

Sobre el tema de participar en el Campeonato del Mundo, muchos eran los rumores sobre si el futbolista estaría presente o no. Al anunciar la convocatoria de la selección peruana, Guerrero estaba dentro de la lista, a esperas de conocer la decisión final del TAS, sobre si permitiría ir al ariete. Finalmente, la institución dio luz verde y pudo defender la camiseta de su país durante los partidos de la fase de grupos. 

Por su parte, la FIFA emitió el siguiente comunicado, dando su consentimiento para que el '9' peruano pudiera jugar el Mundial: "Tomamos nota de la decisión del Tribunal Federal de Suiza de levantar la suspensión temporal que había concedido en relación a la sanción impuesta por el Tribunal de Arbitraje Deportivo al jugador Paolo Guerrero".

Paolo Guerrero, internacional por Perú.

Paolo Guerrero, internacional por Perú.

De esta manera, se volvió a despertar la ilusión de un país, que estuvo a punto de ver como su estrella se quedaba a las puertas de jugar una competición del máximo calibre. No obstante, habiendo atravesado ya ese periodo, ahora el jugador tendrá que hacer frente al acuerdo y cumplir con los catorce meses de sanción.

Por tanto, el Porte Alegre de Brasil, su actual club, no podría hacer uso de los servicios del jugador durante el transcurso de la temporada. El futbolista dio positivo por un metabolito de la cocaína al disputar un partido clasificatorio contra Argentina, tras pasar por un control analítico. Al conocer estos resultados, el jugador no tardó en ser apercibido, y ahora deberá hacer frente a su castigo.