Unos operarios entran en el Museo Dalí con material para la exhumación.

Unos operarios entran en el Museo Dalí con material para la exhumación. Efe

Arte Recuento anual

El Museo Dalí crece en visitas (sin el cuerpo del pintor)

El Teatro-Museo Dalí de Figueres tuvo 1.207.149 de visitas. En 2016 fueron 1.134.234 de personas, es decir, un aumento del 6,43% respecto a ese año... y con el cuerpo presente los 365 días.

Los visitantes a los Museos Dalí aumentaron en 2017 un 5,56%. El Castillo Gala Dalí de Púbol tuvo 88.341 visitantes (2,85% más), y la Casa Salvador Dalí de Portlligat, 149.363 personas (un crecimiento del 0,50%). Pero el mayor crecimiento de visitas lo ha tenido el Teatro-Museo Dalí de Figueres, por donde pasaron 1.207.149 visitantes. El año 2016 fueron 1.134.234 personas, es decir, representa un aumento del 6,43% respecto a ese año. El récord de visitas de este espacio sucedió en 2013, cuando visitaron el museo 1.333.430 personas.

“Atribuimos el incremento de visitantes a la recuperación de público ruso e italiano básicamente y también español en menor medida”, cuentan desde el museo a EL ESPAÑOL. “Ese incremento ya se experimenta desde enero de 2017, cuando aún no hay ruido mediático de la demanda de paternidad. En cambio, la exhumación se produce en julio y en el último trimestre hay un descenso de visitas. Por ello no podemos atribuir el incremento a la demanda”, indican.

Sin embargo, también la oficina de prensa del museo confirma a este periódico que julio y agosto fueron los meses más visitados del año. Con la polémica en plena ebullición. “Agosto, siempre. Sobre todo porque el Teatro-Museo Dalí de Figueres amplía su horario de apertura. A las 11 diarias hay que añadir 3 nocturnas”, comentan.

A finales de julio, una juez de Madrid ordenó la exhumación del cadáver del pintor Salvador Dalí para obtener muestras de su cuerpo con el objetivo de determinar la paternidad de Pilar Abel, vecina gerundense que presentó una demanda para ser reconocida como hija del artista. Un mes después, el 20 de julio, se abrió el ataúd de Dalí y se procedió a las pruebas, que concluyeron a principio de septiembre que Abel no es hija del pintor.

Durante los cuatro meses de polémica, el museo mantuvo el tipo y logró abrir todos los días, incluso con la polémica jornada de la exhumación. La dirección confirma, además, que han crecido los visitantes norteamericanos y el españoles. “La Fundación Dalí valora muy positivamente estas cifras porqué siguen demostrando el interés por los centros dalinianos, incluso en una coyuntura compleja”, explican desde el gabinete de prensa.