Raquel Sánchez Silva, Mario Biondo, Santina y Giuseppe Biondo.

Raquel Sánchez Silva, Mario Biondo, Santina y Giuseppe Biondo. Montaje JALEOS.

Famosos CRONOLOGÍA DE UN SUCESO

El asesinato de Mario Biondo que nunca existió: 3 autopsias, 2 exhumaciones... radiografía de un escándalo

Los resultados de la tercera autopsia han concluido que el cámara de televisión se suicidó, lo que ha supuesto el último mazazo para la familia Biondo.

Noticias relacionadas

El 30 de mayo de 2013 la vida de Mario Biondo se apagaba para siempre. Seis años y cinco meses han pasado desde aquel fatídico día en el que el cámara de televisión, marido de Raquel Sánchez Silva (46 años), aparecía muerto en circunstancias extrañas en su domicilio de Madrid. Han pasado 2.341 días desde entonces y la sombra del homicidio ha estado presente durante todo este tiempo. Hasta esta semana.

La fiscalía de Palermo ha hecho públicos los exámenes de la tercera autopsia realizada al cadáver del italiano y el resultado es claro: Mario Biondo se quitó la vida y nadie lo asesinó como mantiene su familia. Una conclusión que viene a confirmar la tesis del médico forense español José María Abenza Rojo (encargado de la primera autopsia) y del profesor Paolo Procaccianti, médico forense del Policlínico de Palermo (encargado de la segunda autopsia).

El 'caso Biondo' podría llegar a su fin y JALEOS ha querido recuperar las claves de un suceso que ha tenido en vilo a dos países, España e Italia. Primero, por las circunstancias en las que murió Mario y, segundo, porque su familia inició una lucha por llegar hasta el fondo del asunto, enfrentándose con ello a su viuda. Entre medias, tres autopsias, dos exhumaciones, denuncias, acusaciones y la vida de dos familias marcadas para siempre.

Raquel Sánchez Silva y Santina Biondo durante el entierro de Mario en Italia.

Raquel Sánchez Silva y Santina Biondo durante el entierro de Mario en Italia. Gtres

Los hechos (30 mayo 2013)

El 30 de mayo de 2013, Mario Biondo apareció muerto en su casa de Madrid colgado de una estantería. Tras varias especulaciones sobre los motivos del fallecimiento, la autopsia determinó que el cámara se había suicidado, pero su familia nunca lo creyó y apuntó a la hipótesis del asesinato. Ráquel Sánchez Silva se desmarcó de esta teoría y empezó a distanciarse de la familia de su marido.

Primera exhumación del cadáver (diciembre 2013)

La Fiscalía del país trasalpino pidió la exhumación del cadáver por petición de la familia, siete meses después de la muerte del cámara. Además, dos fiscales italianos se trasladaron hasta los juzgados de Plaza de Castilla para volver a interrogar a todos los testigos del caso. Los Biondo contrataron también dos expertos forenses, que reconstruyeron por ordenador aquel trágico 30 de mayo de 2013. Según las investigaciones, la posición del cuerpo de Mario "sería incompatible con un posicionamiento voluntario en el ámbito de una dinámica suicida; y las fuerzas físicas en juego no habrían permitido que la cabeza apareciese en la posición en que se encontró".

Esquema del informe pericial sobre la colocación del cuerpo del fallecido.

Esquema del informe pericial sobre la colocación del cuerpo del fallecido. Twitter

La imagen que nunca tendría que haber visto la luz (22 junio 2016)

En un intento desesperado de Santina Biondo por demostrar que su hijo no se suicidó sino que fue asesinado, la italiana publicó la imagen de Mario en el momento de su muerte. La fotografía impactó en las redes sociales. En ella, el cámara aparecía en el momento del ahorcamiento, en pijama y con su cuerpo apoyado sobre una estantería. "El hambre de justicia es lo que hizo que publicara la imagen de mi hijo para abrir los ojos a la opinión pública española porque en Italia nadie ha dado credibilidad a la pantomima del suicido", explicó Santina a EL ESPAÑOL, en ese momento.

Cierre definitivo del caso en España (27 junio 2016)

Caso cerrado. La Sección nº15 de la Audiencia Provincial cerró definitivamente al caso de Mario Biondo en junio de 2016. "Se desestima el recurso de apelación interpuesto por la representación de don Giuseppe Biondo". "Los apelantes discrepan de la decisión de mantener el sobreseimiento libre acordado y no reabrir las diligencias ante la documentación aportada, pues entienden que el informe de la autopsia obrante en autos no descarta la criminalidad, sino que atribuye el fallecimiento de don Mario Biondo a una etiologó médico-legal presumiblemente suicida y, además no se ha encausado a ninguna persona como posible responsable de los hechos". Sobre este auto no cabe recurso.

Además, una segunda sentencia de la Sección nº 30 de la Audiencia Provincial de Madrid condenó a Giuseppe Biondo, Santa D'Alessandro y Emanuela Biondo, es decir, al padre, a la madre y a la hermana de Mario Biondo, por una falta de vejaciones injustas contra Raquel Sánchez Silva vertidas en las redes sociales. "Qué pronto se ha consolado la viuda alegre" o "su dolor es falso" son algunos de los comentarios que publicaron los familiares del cámara en sus cuentas de Twitter y Facebook y por los que se les condenó a pagar 3.000 euros a la presentadora por daños morales a la misma y una pena de ocho días de "localización permanente a cada uno de ellos". En 2019 un tribunal de Palermo suspendió cautelarmente la pena de los ocho días, pero mantuvo la responsabilidad civil relativa a la cantidad económica.

El libro que destroza a Raquel Sánchez Silva (octubre 2018)

Muerte de un chico bueno: La increíble historia de Mario Biondo, es el título del libro que publicó Paolo Gentili en Italia, en colaboración con Santina. En él se defiende la hipótesis del asesinato promovida por la familia del cámara de televisión y se perfila la imagen de una Raquel Sánchez Silva fría y mentirosa, siempre según la madre de Biondo.

Raquel Sánchez Silva y Mario Biondo en una imagen de archivo.

Raquel Sánchez Silva y Mario Biondo en una imagen de archivo. Gtres

Segunda exhumación del cadáver (5 noviembre 2018)

El cadáver de Mario Biondo fue exhumado por segunda vez el 5 de noviembre de 2018 para someterle a una tercera autopsia después de que las autoridades italianas así lo decidieran. El Instituto Anatómico del Policlínico de Palermo fue el encargado de efectuar los exámenes médicos que incluyeron rayos X y un TAC. La familia Biondo decidió contratar a un equipo de expertos privados para intervenir en las pruebas obre el cadáver de Mario.

Entre los médicos de parte, el profesor Mariano Cingolani, médico forense, el profesor Maurizio Cusimano y la toxicóloga Federica Umani Ronchi. Los peritos nombrados por la fiscalía, Vittorio Fineschi, médico forense, Marcelo Chiarotti, toxicólogo, Chantal Milani, antropóloga y Aniello Maiese, médico forense.

Imagen de la segunda exhumación del cuerpo de Mario Biondo.

Imagen de la segunda exhumación del cuerpo de Mario Biondo.

Investigan al primer forense (15 enero 2019)

La Audiencia Provincial de Madrid admitió a trámite la querella presentada por Santina D'Alessandro y Giuseppe Biondo contra José María Abenza Rojo, el forense que levantó el cadáver del cámara de televisión el 30 de mayo de 2013. Los magistrados de la Audiencia ordenaron al juez de instrucción del juzgado número 35 de la capital que investigara si el médico forense cometió falsedad. Los padres del fallecido le acusan de no haber hecho los exámenes pertinentes en la autopsia, así como de falsificar documentos públicos necesarios para la resolución del caso.

Resultado de la tercera autopsia (23 octubre 2019)

11 meses después de que se le practicase la tercera autopsia al cuerpo sin vida de Mario Biondo los peritos de la fiscalía de Palermo han certificado que el cámara de televisión se quitó la vida voluntariamente. Ahora Carmelita Morreale, una de las abogadas de la familia Biondo, ha confirmado que sus "consultores ya están trabajando porque hay muchas inconsistencias y aspectos para explorar más a fondo".

La familia está decidida a que este último capítulo no sea un punto final. Será la justicia italiana la que tendrá que deliberar si sigue manteniendo el caso abierto o por si por fin Mario puede descansar en paz.

[Más información: Mario Biondo se suicidó, según la tercera autopsia: no hubo asesinato como defiende la familia]