SOCIEDAD

De orden de la señora alcaldesa: se prohíben en Mojácar las diademas con penes

El Ayuntamiento aprueba una ordenanza para poner límites a las actitudes “indecorosas” de las despedidas de soltero.

Las protagonistas de la película "Cómo sobrevivir a una despedida" en el Festival de Málaga

Las protagonistas de la película "Cómo sobrevivir a una despedida" en el Festival de Málaga Efe

  1. Sociedad
  2. Mojácar

Buen clima, playas mediterráneas y atractiva oferta hotelera. Son tres de los factores que hace de Mojácar (Almería) uno de los destinos más solicitados en Andalucía (y fuera de ella) para las despedidas de soltero. Unas fiestas que, en ocasiones, según el Ayuntamiento del municipio, genera “actitudes” y “vestimentas” que son “disonantes” con la imagen de la localidad.

Por ello, el pleno del Consistorio ha aprobado, sólo con los votos a favor del Partido Popular, una ordenanza reguladora de convivencia y ciudadanía que multará a quienes celebren sus despedidas de soltero mostrando actitudes “indecorosas” con “diademas de penes” o “muñecas hinchables”.

La ordenanza no se queda ahí. También prohíbe transitar desnudo en la vía pública y pasear por la calle “con vestimentas o disfraces que pueden atentar contra la dignidad de las personas, los sentimientos religiosos o tengan un contenido xenófobo, racista, sexual, sexista, homófobo o que suponga menosprecio hacia cualquier condición o circunstancia personal o social, salvo en las fiestas de carnavales”.

Es decir, un disfraz que por su naturaleza pueda suponer un insulto a un colectivo por cuestión de raza, sexo y orientación sexual no será multado durante la semana de Carnavales. Todas las demás del año, sí. Con hasta 1.000 euros.

La alcaldesa del Mojácar, Rosa María Cano, explica a EL ESPAÑOL que la medida responde a las quejas de los vecinos que vivían "situaciones incómodas sobre todo cuando había niños delante". "Mojácar es un pueblo muy bonito en el que el 80% del turismo es familiar y no de despedidas de soltero, por lo que está medida no nos perjudica", afirma. 

Todas las acciones recogidas en la ordenanza municipal están consideradas como faltas leves bajo multa de entre 100 y 300 euros. Se agravarán pasando a faltas de mayor rango cuando la despedida de soltero las realice en espacios de “concurrida afluencia de personas o frecuentadas por menores”. También cuando se realicen “en monumentos o edificios catalogados o protegidos”.

De esta forma, un grupo de solteros con una muñeca hinchable o un grupo de solteras con diademas de penes (o viceversa) fotografiándose delante de un monumento histórico de Mojácar sería una infracción grave, cuya sanción podría llegar hasta los 1.000 euros.

“Una ordenanza absurda”

El PSOE de Mojácar, en boca de su portavoz municipal, Manuel Zamora, ha tildado la nueva ordenanza de “absurda” porque, en su opinión, es una “fábrica de destrucción de turistas futuros” ya que “cuando se sancione a alguien le va a resultar tan ridículo e injusto que, no sólo no volverá más a visitar el pueblo, sino que además lo contará por todas partes y la noticia correrá como la pólvora para que quienes se hayan planteado venir no lo hagan”.

Así, en declaraciones a Europa Press, Zamora cree que con respecto “a las muñecas hinchable y los penes en la cabeza, en la despedidas de soltero, evidentemente, hay que entenderlas en su contexto, tal y como se entiende en carnaval”.

Otra cosa es, añade, cualquier “desmadre” que se pueda derivar de una fiesta así. “Para eso, como para cualquier acto vandálico hay delitos e infracciones tipificados en otras normas”.

TAMBIÉN RESTRINGE LAS PELOTAS Y LAS ACROBACIAS

La normativa hace referencia también a la práctica de juegos de pelota, monopatines, carreras, juegos con bicicletas o acrobacias. También estarán restringidas cuando “impliquen riesgo objetivo para la seguridad o tranquilidad de las personas”.

Impide también las utilización de escalinatas urbanas para peatones, elementos para la accesibilidad de personas discapacitadas, barandillas, bancos, pasamanos, farolas, árboles o cualquier otro elemento del mobiliario urbano para realizar acrobacias.