José Javier Barbero

José Javier Barbero Efe

Reportajes

El Ayuntamiento de Madrid defiende a la Policía y culpa de la muerte del mantero al "sistema capitalista"

El delegado de seguridad del Ayuntamiento de Madrid ha afirmado que "en ningún momento hubo una intervención policial".

José Javier Barbero, delegado de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento de Madrid, ha afirmado este viernes en una comparecencia que en ningún momento se produjo una intervención policial contra el mantero muerto este jueves. "Ni en el momento de la parada ni en los momentos anteriores hubo ninguna intervención contra él o frente a él. La causa inmediata es el infarto de miocardio que lleva a esa parada cardiorrespiratoria", ha explicado.

En esa misma rueda de prensa, el concejal presidente del distrito Centro, Jorge García Castaño, ha afirmado que Mame Mbaye se puede considerar "una víctima del sistema capitalista". García Castaño se ha referido, de esta forma, al mensaje de la concejala presidenta de los distritos de Arganzuela y Usera, Rommy Arce, en Twitter donde ha tachado de "xenofobia institucional" la muerte del mantero.

Incidentes en Lavapiés con la visita del cónsul de Senegal

"En Lavapiés convivimos muchos vecinos con otros que llevan muchos años en el distrito y que viven en la ilegalidad", ha explicado García Castaño, quien ha subrayado que el Estado no les reconoce papeles y les obliga a "vivir en la exclusión", en la economía sumergida.

Esto hace difícil, ha agregado, la actuación de los servicios sociales, de los sistemas educativos y de las políticas de vivienda y genera "problemas obvios en una parte de la población que ha venido de otros sitios", por lo que ha destacado la necesidad de avanzar en la normalización y el progreso económico de una parte de los vecinos de este barrio que tienen que trabajar en ámbitos "muy precarios".

Expediente de información

Según los datos con los que cuenta el área de Salud, Seguridad y Emergencias, después de que se registrase una intervención policial en la Puerta del Sol, Mame Mbaye se trasladó a la Plaza Mayor y desde ahí caminó junto a un amigo hacia Lavapiés, barrio en el que residía y donde sufrió una parada cardiorrespiratoria. Entre la operación policial y el infarto transcurrieron de 15 a 20 minutos, según el edil, que ha matizado que tiene que "afinar más" el dato. "Son dos situaciones distintas con testigos distintos", ha asegurado.

El Gobierno de la capital ha abierto un expediente de información reservada para "analizar a fondo la proporcionalidad en el uso de la fuerza", aunque Barbero ha subrayado que con ello no se pone en duda la actuación policial, sino que el Consistorio ejerce su "responsabilidad" de "intentar afinar al máximo cómo se han empleado los distintos mecanismos de intervención". También ha pedido la revisión de todas las cámaras que hay entre la Puerta del Sol y la calle del Oso, en el barrio de Lavapiés, donde se produjo el fallecimiento.

Críticas de Ganemos Madrid

La plataforma de Ganemos Madrid, a la que pertenecen una parte de los concejales del Gobierno municipal, ha señalado al Ayuntamiento de la capital como "principal responsable" de los disturbios ocurridos anoche en el barrio de Lavapiés tras el fallecimiento de un mantero.

El comunicado ha sido enviado prácticamente al mismo tiempo que se celebraba la rueda de prensa de Barbero y García Castaño. "Exigimos una investigación y que se diga la verdad. Son dos años ya desde que la Asociación de Inmigrantes Sin Papeles y el Sindicato de Manteros y Lateros de Madrid empezaron a presentar denuncias por hostigamiento, persecuciones, malos tratos y palizas por parte de agentes de la Policía Municipal, sin que haya una respuesta clara ni haya cambiado esta situación", ha señalado.

Ganemos Madrid ha pedido "aclarar" el suceso y "hacer públicos los métodos que han acompañado al denominado plan policial contra los manteros que puso en marcha el Ayuntamiento de Madrid en el verano de 2016", cuando ya estaba Manuela Carmena como alcaldesa, quien ha cancelado un viaje a París para regresar a la capital.