El Español
Actualidad
|
Galicia

La Policía interviene en 27 fiestas en pisos en Santiago el primer jueves del curso

En previsión de que el primer jueves universitario sucediese algo así, el Concello puso en marcha un dispositivo especial, con un refuerzo de la Policía Local en coordinación con la Policía Nacional que seguirá operativo durante los próximos días
Imagen de archivo de las calles de Compostela
Istock
Imagen de archivo de las calles de Compostela

Desde el principio de esta semana había preocupación en Santiago ante la celebración de fiestas en pisos coincidiendo con el arranque del curso universitario, aunque el primer jueves superó todas las expectativas: la Policía Local tuvo que intervenir en un total de 27 fiestas, la mayor parte de ellas en el Ensanche.

"No nos estamos jugando sólo el molestar a los vecinos, sino que estamos hablando de un tema de salud pública que nos afecta a todos: tenemos que tomar conciencia para no dar un paso atrás", ha asegurado en una entrevista a Quincemil el concelleiro de Seguridade del Concello de Santiago, Gonzalo Muiños.

En previsión de que el primer jueves universitario sucediese algo así, el Concello puso en marcha un dispositivo especial, con un refuerzo de la Policía Local en coordinación con la Policía Nacional que seguirá operativo durante los próximos días. "Si no hubiese un refuerzo hubiera sido imposible dar esta respuesta", explica Muiños.

La tendencia se ha venido acentuando a lo largo de la semana: tras haber intervenido en veinte fiestas en pisos a lo largo del fin de semana, la Policía Local acudió a catorce pisos en las noches del martes y del miércoles.

Las multas por realizar este tipo de fiestas ascienden hasta los 200 euros y le son remitidas a la dirección que figura en el DNI de la persona que es identificada por los agentes. En caso de no poder acceder al domicilio durante la noche, la Policía Local vuelve en repetidas ocasiones al día siguiente y en los días posteriores para trasladar la notificación.

En paralelo a estas actuaciones en pisos, la Policía Local también intervino en dos reuniones para beber en el exterior: una en Santa Susana, donde había un grupo de nueve personas, y otra en San Lorenzo, donde había un grupo de catorce personas sin mascarilla que no habían comenzado todavía.

"Se espera movimiento el fin de semana", concluye Muiños, quien advierte de que "se están poniendo en riesgo vidas, si no de los propios participantes en estas fiestas, de sus familiares".

¡Síguenos en Facebook!
Actualidad