Un residente rebusca en un edificio de apartamentos destruido durante los combates entre las fuerzas ucranianas y rusas en Borodyank.

Un residente rebusca en un edificio de apartamentos destruido durante los combates entre las fuerzas ucranianas y rusas en Borodyank. GTRES

Europa

750.000 millones: el coste del nuevo 'Plan Marshall' con el que Europa quiere reconstruir Ucrania

El primer ministro ucraniano, Denys Shmygal, ha detallado un plan de tres fases y ha pedido que se financie con los activos congelaos de los oligarcas rusos. 

5 julio, 2022 02:44

La guerra aún no ha acabado, pero Ucrania ya piensa en reconstruirse. Este lunes, mientras las banderas rusas comenzaban a izarse en la localidad de Lisichansk, líderes de decenas de países y organizaciones internacionales se reunían en Lugano, Suiza, para asistir a la Conferencia sobre la Reconstrucción de Ucrania. Una cumbre que busca trazar las líneas generales para un nuevo Plan Marshall, ese enorme programa que Estados Unidos diseñó para reactivar la economía de Europa Occidental después de la Segunda Guerra Mundial.

Como entonces, la tarea es colosal. Sobre todo porque el coste de reconstruir Ucrania tras la invasión podría alcanzar los 750.000 millones de dólares, según anunció el primer ministro ucraniano, Denys Shmygal, durante la reunión. En comparación, el Plan Marshall original contemplaba una ayuda de 12.000 millones de dólares, lo que, según algunas estimaciones, sería el equivalente a 147.000 millones en precios actuales.

La cifra es elevada, no cabe duda. Pero también lo son los daños que la invasión ha provocado en todo el territorio. De acuerdo con la Escuela de Economía de Kiev (KSE) solo las pérdidas directas de infraestructuras superan los 100.000 millones de dólares. Un cálculo que engloba cerca 1.200 centros educativos, más de 200 hospitales y miles de kilómetros de carreteras, puentes, gasoductos y redes de agua.

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, durante la Conferencia para la Recuperación de Ucrania, en Lugano, Suiza.

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, durante la Conferencia para la Recuperación de Ucrania, en Lugano, Suiza. Efe

Precisamente, la rehabilitación de infraestructuras y servicios esenciales para el día a día sería la primera y más urgente fase del plan de tres partes presentado por el premier ucraniano. "Ya se está avanzando con el presupuesto nacional", indicó Shmygal.

La segunda fase consistiría en diseñar proyectos de reconstrucción de escuelas, hospitales y viviendas, según recoge la agencia Efe. Mientras, la tercera, sería una etapa orientada a transformar el país a largo plazo y que abarcaría áreas como la transición ecológica o un nuevo complejo industrial militar.

¿Quién va a pagar la recuperación?

Pero ¿quién va a pagar este plan de renovación? Shmygal lo tiene claro: Rusia. Y, en concreto, los activos congelados a los oligarcas rusos por las sanciones internacionales a Moscú y que se estiman de entre 300.000 y 500.000 millones de dólares.

Esta misma idea es la que ha defendido la ministra de Exteriores de Reino Unido, Liz Tuss: incautar los activos rusos congelados para distribuirlos entre las víctimas de la invasión. "Lo estamos mirando de cerca", señaló Tuss antes de la conferencia. Aunque para ello primero se tendría que aprobar una ley para requisar y vender los activos, como ha hecho recientemente Canadá.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, durante su intervención en la Conferencia de Lugano.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, durante su intervención en la Conferencia de Lugano. Efe

El resto de financiación, según Kiev, deben proceder de las ayudas internacionales y el sector privado. Y ahí es donde entra en juego la Unión Europea, a la que Ucrania pidió adherirse hace unos meses

[Putin vuelve a bombardear Kiev mientras el G7 renueva sus sanciones contra Rusia]

"La recuperación es una tarea común de todo el mundo democrático, de todos los países que puedan decir que son civilizados", dijo Zelenski durante su intervención por videoconferencia. "Reconstruir Ucrania significa reconstruir los principios de la vida, el espacio de la vida, reconstruir todo lo que hace humanos a los humanos", añadió.

En este sentido, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, señaló que contribuir era una "obligación moral". Un esfuerzo colosal que se canalizará a través de una plataforma para coordinar los esfuerzos de reconstrucción. 

En palabras de la líder del Ejecutivo europeo, esta reunirá a países, al sector privado, la sociedad civil y a instituciones como el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo y el Banco Europeo de Inversiones. Todo con el objetivo de definir las necesidades de inversión y distribuir de manera eficaz los recursos.

Para ello, Von der Leyen anunció que, junto al canciller alemán, Olaf Scholz, planeaban celebrar una conferencia internacional de alto nivel en septiembre para reunir a "las mentes más brillantes y destacados expertos mundiales en reconstrucción para garantizar que este compromiso se hace de la manera correcta". 

Guerra Rusia -Ucrania