François Fillon durante su comparecencia este miércoles.

François Fillon durante su comparecencia este miércoles. Reuters

Europa

Fillon no retira su candidatura presidencial: "No me voy a rendir, me someto al pueblo francés"

El candidato presidencial conservador y su mujer, Penelope Fillon, han sido citado para su imputación por el caso de los supuestos empleos ficticios.

François Fillon, el candidato conservador a las elecciones presidenciales de Francia, ha anunciado este miércoles que el juez de instrucción le ha convocado para el próximo 15 de marzo "a fin de ser imputado" por el caso de los supuestos empleos ficticios e insistió firmemente en su inocencia. Fillon ha subrayado que no se retira de la carrera electoral porque "solo el sufragio universal y no un proceso judicial" pueden decidir quién será el próximo jefe del Estado francés.

Según los medios franceses, los jueces de instrucción han convocado también a la mujer de Fillon, Penelope, con el fin de ser imputada por su supuesto empleo ficticio como asisitente parlamentaria de su marido. Todavía no ha trascendido la fecha en que Penelope Fillon deberá personarse ante el tribunal.

Con media hora de retraso, Fillon se ha presentado ante los medios franceses y ha asegurado que no se ha respetado ni el Estado de Derecho ni los procedimientos a la hora de practicar las investigaciones en curso por los supuestos sueldos ficticios que pagó a su familia cuando era parlamentario.

"No reconozco los hechos. No he malversado fondos públicos", reiteró Fillon, quien alegó que contrató como asesora parlamentaria a su mujer, Penelope, y a dos de sus hijos, "porque sabía que podía confiar en ellos". "Confié puestos laborales a mis familiares, como han hecho otros parlamentarios", ha asegurado. Con este procedimiento, ha acusado, "no solo se me asesina a mi, se pone en peligro la elección presidencial. Se atenta contra los franceses que buscan un cambio y contra la libertad de elección y la democracia". 

El aspirante explicó que se presentará ante la justicia (aunque como diputado aforado tiene el derecho a negarse) para demostrar su inocencia, antes de denunciar que no ha sido tratado como otros y que no se ha respetado su presunción de inocencia. "Más allá del proceso judicial, ahora solo apelo al pueblo francés. Solo el sufragio universal, y no un proceso acusatorio, puede decidir quién es el próximo presidente de la República. No cederé, no me retiraré, iré hasta el final", señaló en su intervención.

"No voy a permitir que se opte por opciones de extrema derecha ni aceptaré que se organice todo lo que sea necesario para que yo renuncie a mi candidatura. Francia es mucho más grande que todos nosotros y que mis errores", ha reiterado Fillon. "Estoy decidido a servir a Francia".

"Sí, seré candidato a la presidencia de la República y sacaremos de esta prueba, con todo lo que tiene de justo y de injusto, las fuerzas para lograr la victoria", ha proclamado ante varios de los pesos pesados de su partido, Los Republicanos, y decenas de periodistas.

Penelope, retenida 

El candidato presidencial del partido Los Republicanos, François Fillon, ha sido citado a declarar este miércoles ante un juzgado de instrucción en el marco de la investigación sobre los supuestos empleos ficticios de su mujer, Penelope Fillon, según el Journal du Dimanche. Su mujer, Penelope Fillon, ha sido retenida durante la mañana de este miércoles para realizar los registros y el interrogatorio, han consignado medios franceses.

"Penelope Fillon está detenida. Registro en curso. Fuente próxima a Los Republicanos", ha informado el periodista de Mediapart Michel Deléan, en un mensaje publicado en la red social Twitter. La legislación francesa incluye la figura de la detención provisional para garantizar el interrogatorio de un acusado en el marco de esta investigación y, tras la declaración, las autoridades pueden mantener o el arresto".

Fillon tenía previsto acudir al Salón de Agricultura y, a última hora, ha cancelado su asistencia sin explicar los motivos. El rotativo galo ha señalado que el ex primer ministro francés ha sido citado a declarar ante los jueces de instrucción este miércoles por el caso conocido como 'PenelopeGate', la investigación sobre los supuestos empleos ficticios de su mujer en la Asamblea Nacional, Penelope Fillon.

Fillon ha mantenido una reunión con su equipo antes de la rueda de prensa de este martes. Según el ex primer ministro, todavía no se ha decidido qué estrategia adoptar tras la citación judicial, indican el diario francés.

Ante la noticia, muchos medios de comunicación galos daban por sentado que Fillon dimitiría y que sería Juppé, el candidato republicano que perdió en las primarias del partido, el que asumiría el liderazgo.

Fuentes del equipo de Fillon han aclarado que ha hablado por teléfono con el alcalde de Burdeos pero Juppé ha explicado a AFP que no va a hacer ninguna declaración por ahora, aunque algunos miembros del partido aseguran que podría estar presente en la rueda de prensa de Fillon.

La mayoría de los colaboradores de François Fillon se han reunido con el hasta ahora candidato para estudiar la nueva situación jurídica del propio Fillon y de los republicanos.