La saudí que huyó a Tailandia.

La saudí que huyó a Tailandia.

Asia

La saudí que huyó a Tailandia de su familia se atrinchera en un hotel para no ser deportada

Está en un hotel del aeropuerto donde fue llevada por las autoridades tailandesas tras detectar que no tenía los papeles en regla para poder entrar en el país.

Rahaf Mohamed al Qunun, la joven saudí que llegó a Tailandia este fin de semana huyendo de su familia, se ha atrincherado este lunes a primera hora en una de las habitaciones del hotel del aeropuerto de Bangkok, la capital del país, en un intento por evitar su deportación a Arabia Saudí, tal y como han informado grupos de defensa de los Derechos Humanos.

Estaba previsto que la joven, de 18 años, fuera enviada de vuelta a Kuwait, donde se encontraba con su familia de visita antes de huir a Tailandia, en un vuelo de Kuwait Airways programado para las 11.15 de la mañana (hora local).

"Se ha atrincherado en una habitación y dice que no se irá hasta que pueda pedir asilo o reunirse con un representante del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR)", ha señalado el subdirector para Asia de Human Rights Watch (HRW), Phil Robertson, en su cuenta de Twitter.

Por ahora las autoridades de Tailandia han paralizado la deportación de la joven saudí. El jefe de la oficina de inmigración de Tailandia, Surachate Hakparn, ha confirmado ante los periodistas la detención de dicho proceso. "El vuelo de esta mañana era a través de Kuwait Airlines para enviarla de vuelta a Arabia Saudí", ha explicado.

Al Qunun ha explicado que huyó de Kuwait mientras se encontraba con su familia visitando el país y decidió viajar a Tailandia para luego trasladarse a Australia, donde pediría asilo dado que su vida corría peligro si volvía con su familia a Arabia Saudí. No obstante, fue retenida al bajarse del avión en Bangkok, la capital tailandesa, y luego informada de que sería enviada de vuelta a Kuwait.

Las autoridades migratorias tailandesas han insistido en que la joven no pudo entrar en el país a su llegada el sábado por la noche dado que carecía de los documentos necesarios para obtener un visado.

HRW ha destacado la importancia de no deportarla a Arabia Saudí. "Las autoridades de Tailandia deben detener de inmediato la deportación y permitir que continúe su viaje a Australia o que permanezca en el país para que pueda solicitar protección como refugiada", ha expresado en un comunicado el director de la organización para Oriente Próximo, Michael Page.