Las expresidentas de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes (Foto de archivo)

Las expresidentas de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes (Foto de archivo) EFE

Tribunales AUDIENCIA NACIONAL

El juez imputa a Aguirre y Cifuentes por presunta financiación irregular del PP madrileño

Las expresidentas de la Comunidad de Madrid e Ignacio González están citados como investigados en la pieza 9 del caso Púnica entre el 1 y el 18 de octubre.

El juez de la Audiencia Nacional, Manuel García-Castellón, ha incluido a las expresidentas de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes, entre los investigados en la pieza 9 del caso Púnica, en la que se aborda la presunta financiación irregular del Partido Popular madrileño, y les cita a declarar entre el 1 y el 18 de octubre.

El juez llama llama hasta a cuarenta personas como testigos e investigados, entre quienes también se encuentran el expresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, y el hermano del exconsejero Francisco Granados, Alfonso Granados

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 ha aceptado la solicitud de la Fiscalía Anticorrupción, que pidió la imputación de las dos políticas el pasado 2 de agosto, igual que la de Ignacio González, investigado también en el caso Lezo, y del presidente de Prisa y expresidente de Indra, Javier Monzón, a quien el juez también cita como investigado el día 4 de octubre.

Así, Cristina Cifuentes Cuencas está citada a declarar en el Juzgado Central de Instrucción número 6 el próximo 1 de octubre a las 11 horas y Esperanza Aguirre Gil de Biedma el próximo 18 de octubre a las 10 horas. Ignacio González debería hacerlo un día antes, el 17 de octubre a las 10, y Javier Monzón el 4 de octubre a las 10 horas, según las citaciones y el auto del juzgado a los que ha tenido acceso EL ESPAÑOL. 

Escrito de la Fiscalía

Las fiscales del caso, Carmen Cerdá y Teresa Gálvez, reunieron en un extenso escrito todos los indicios de la presunta financiación irregular de las campañas electorales de 2003, 2007 y 2011 mediante inyecciones extra de fondos no permitidas.

Según el extenso informe de las investigadoras, empresas afines al Partido Popular habrían costeado actos de partido que habrían elevado el coste de la campaña por encima de lo permitido. Después, dichas empresas se habrían beneficiado de adjudicaciones públicas de la Comunidad madrileña, según las representantes de Anticorrupción.

La agenda de Granados

El origen de esos indicios se encuentra en una agenda manuscrita del exconsejero Francisco Granados (que, además de alto cargo en el Gobierno de Aguirre, fue secretario regional del PP de Madrid) encontrada en el registro de su vivienda. Una de las hojas cuantifica un total de 2,1 millones de euros bajo el concepto in (entrada). La Unidad Central Operativa de la Guardia Civil concluyó en un informe emitido en febrero de 2016 que una parte de esos fondos, 500.000 euros, se los repartieron el propio Granados y el empresario Javier López Madrid, mientras que el resto "tendría como destinatario final del PP de Madrid en un importe final de 1,6 millones de euros que habría recepcionado el entonces gerente Beltrán Gutierrez". Los fondos habrían ido a parar a la campaña de las elecciones autonómicas de 2011, en las que Esperanza Aguirre consiguió su tercera mayoría absoluta.

Granados prestó declaración ante el juez García-Castellón en febrero de 2018 y no sólo afirmó que su antigua jefa dispuso de fondos en 'B' para las campañas sino que amplió el espectro incriminatorio: las campañas "específicas" de Aguirre eran "dirigidas siempre por Ignacio González y Cristina Cifuentes", dijo. De ahí que el juez también cite ahora a declarar a la expresidenta Cifuentes.