Ana Rosa Quintana y su marido, Juan Muñoz Tamara.

Ana Rosa Quintana y su marido, Juan Muñoz Tamara. Gtres

Tribunales OPERACIÓN TÁNDEM

El marido de Ana Rosa Quintana no podrá salir del país, la AN le impone medidas cautelares

El empresario Juan Muñoz, marido de la presentadora Ana Rosa Quintana, no podrá salir de España y tendrá que comparecer cada quince días en un juzgado. Son las medidas cautelares que le impone la Audiencia Nacional como investigado en la pieza Pintor del caso Tándem por el que el comisario José Manuel Villarejo está en prisión.

A pesar de que el juez que instruye el caso, Diego de Egea, decidió dejarle en libertad el pasado agosto tras tomarle declaración como investigado, la Sección Tercera de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha estimado un recurso de la Fiscalía Anticorrupción contra esta medida y ahora le impone medidas cautelares. 

Como ya hicieron otros investigados en esta pieza, Muñoz tendrá que entregar su pasaporte, con la prohibición de salir de España, y comparecer cada quince días en el juzgado más próximo a su domicilio.

La investigación

Muñoz fue detenido el pasado 31 de julio por haber contratado presuntamente (junto a su hermano y sus dos abogados) al comisario retirado José Manuel Villarejo para pedirle información sensible sobre una persona que les debía dinero y extorsionarle con dicha información.

Asuntos Internos de la Policía detuvo a los tres y practicó registros en sus domicilios y oficinas de Sotogrande, Marbella y Madrid. Todos pasaron a disposición del juez Diego de Egea, que instruye la investigación sobre el caso Tándem en la Audiencia Nacional. Ésta, dividida en distintas piezas, gira en torno a una presunta organización criminal liderada por Villarejo. Precisamente del material incautado al comisario retirado se obtuvieron indicios de los presuntos delitos de extorsión, descubrimiento y revelación de secretos por los que los hermanos Muñoz y sus abogados continúan investigados.

El juez dejó en libertad a todos tras tomarles declaración pero, a diferencia del resto, no impuso medidas cautelares a Juan Muñoz. De ahí que la Fiscalía recurriera. 

Villarejo asegura que preparó el caso Gürtel con Garzón y el policía de confianza de Rubalcaba

 Vídeo de contenido sexual

Según barajan los investigadores, el material con el que Villarejo y los hermanos Muñoz Tamara habrían intentado chantajear a su deudor es un vídeo grabado hace años a un exjuez de Marbella en el que aparecía con unas prostitutas consumiendo cocaína.

El juez, ahora abogado, sería el defensor de la persona a la que presuntamente querían extorsionar. Sin embargo, en su declaración ante el instructor de la causa, el exjuez andaluz negó haber sido víctima de ninguna extorsión por parte de estas personas.