Jenaro García, exconsejero delegado de Gowex.

Jenaro García, exconsejero delegado de Gowex. Jorge Barreno

Tribunales AUDIENCIA NACIONAL

El fundador de Gowex, a un paso del banquillo por el escándalo del 'wifi gratis'

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz ha propuesto juzgar a Jenaro García Martín, el fundador de Gowex, por estafa, falseamiento de cuentas y falseamiento de información económica y financiera por la operación que supuso uno de los mayores escándalos empresariales españoles en el año 2014.

García Martín fue el impulsor en 1999 de Let's Gowex SA, una compañía dedicada a la prestación de servicios de soporte de comunicación y conexión a Internet a través de Wifi gratis en las ciudades y sus medios de transporte. Un proyecto que comenzó a no ser rentable en el año 2004, a partir del que necesitó financiación.

En 2010, Gowex sale al Mercado Alternativo Bursátil (MAB), un proyecto de salida a que saltó por los aires cuando el fondo bajista Gothan City Research afirmó que el 90% de sus ingresos eran falsos, igual que sus cuentas, y que sus acciones valían cero euros. Dicha valoración supuso una caída del 45% de sus acciones en MAB haciendo perder su dinero a casi 1.000 inversores. 

A través de la publicación de hasta cuatro hechos relevantes, Jenaro García negó la información revelada por el mencionado fondo estadounidense. En ésta se afirmaba que más del 90% de los ingresos declarados por GOWEX no existían; que sus ingresos reales eran inferiores a los 10 millones de euros anuales o que a pesar de que declaró en sus estados financieros que había obtenido préstamos por importe de 7,5 millones de euros del Ayuntamiento de Nueva York, en realidad dicho préstamo sólo ascendió a 200.000 euros.

Finalmente, el 6 de julio de 2014, tres días después de que el MAB suspendiera cautelarmente la cotización de GOWEX, él mismo reconoció ante miembros de su consejo de administración que "las cuentas de la sociedad, de al menos los últimos cuatro años, no reflejan su imagen fiel" atribuyéndose la autoría de esa falsedad.

Las cuentas fueron falseadas

Ahora, el juez Central de Instrucción número 1 de la Audiencia Nacional ha dictado el auto de transformación de diligencias previas en procedimiento abreviado (el paso previo al juicio) contra quien fue presidente del Consejo de Administración y consejero delegado de Let’s Gowex y Gowrx Wireless, Jénaro García Martín, y otras cuatro personas. A pesar de que el grupo empresarial se encontraba obligado a presentar cuentas anuales sometidas a control de auditoría, "desde la salida a Bolsa (en 2010) las cuentas no respondían a la realidad, ni reflejaban la imagen fiel, lo que no impidió la captación de nuevos inversores", según considera probado el juez tras las diligencias practicadas. 

De ahí que proponga juzgar a García Martín y a los otros cuatro investigados: Florencia Maté Garabito, consejera de Let’s Gowex y Gowex Wireless y firmante de las cuentas anuales del grupo en los ejercicios 2009-2012; Francisco Manuel Martínez Marugán, secretario del Consejo de Administración; Guadalupe-Esmeralda Almeida Figueroa y Javier Martín Vaquero, a quienes Jenaro García otorgó el cargo de apoderados o administradores de algunas de las sociedades vinculadas a Let’s Gowex "para mantener el estatus fraudulento del negocio", según el auto de Pedraz.

El auto también se dicta contra las mercantiles Let’s Gowex, S.A., Gowex Wireless SLU, Eco Energy 1y3 y Biotelgy VC S.A. como accionistas mayoritarios de Let’s Gowex y receptoras de cuantiosos dividendos repartidos indebidamente, por lo que deberán responder civilmente por la acción de sus administradores. El auto afecta además a Tania Roel Mosquera como partícipe a título lucrativo.

Roel Mosquera, quien fuera directora de Marketing de Gowex, habría intentado "acelerar el pago de impuestos a que venía obligada por la compra de acciones de Let's Gowex, acciones que cedió a la sociedad belga Eco Energy 3 y que posteriormente vendió para hacer frente a sus obligaciones fiscales a través de BNP PARIBAS", según se desprende de las diligencias.