Cristóbal Montoro mira al techo del Congreso de los Diputados desde el banco azul del Gobierno.

Cristóbal Montoro mira al techo del Congreso de los Diputados desde el banco azul del Gobierno. EFE

Tribunales

La juez admite la querella de Anticorrupción contra el despacho que fundó Cristóbal Montoro

Investiga a los miembros de Equipo Económico por una supuesta adjudicación a dedo. Entre ellos están Ricardo Montoro, hermano del ministro, el ex secretario de Estado Ricardo Martínez Rico y otros exaltos cargos de Hacienda. 

Noticias relacionadas

El Juzgado de Instrucción número 22 de Madrid ha admitido a trámite la querella de la Fiscalía Anticorrupción contra los miembros de Equipo Económico, despacho fundado por el Ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, según informa el diario ABC

Concretamente, Anticorrupción presentó una querella el pasado mes de abril contra siete miembros de dicho despacho, empresa antes conocida como Montoro y Asociados, y contra el expresidente del Consejo Superior de Cámaras de Comercio Manuel Teruel por una adjudicación irregular de un contrato en el año 2012.

Entre los querellados se encuentra el hermano del ministro de Hacienda y expresidente del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), Ricardo Montoro; el presidente ejecutivo de Equipo Económico y secretario de Estado de Presupuestos y Gastos durante el Gobierno de José María Aznar, Ricardo Martínez Rico; y los tres socios directores del despacho, Salvador Ruiz, Francisco de Asíss, que y Manuel de Vicente-Tutor, todos ellos antiguos altos cargos del Ministerio de Hacienda. 

El ministro Montoro creó la sociedad en el año 2006, cuando llevaba dos años fuera de la cartera de Hacienda, que recuperaría en diciembre de 2011. Lo hizo junto al prestigioso economista Lorenzo Bernaldo de Quirós, quien sin embargo sólo ocupó el cargo de administrador único durante unos pocos meses.

Anticorrupción mantenía unas diligencias de investigación abiertas sobre la actividad de esta consultora por un posible delito de vulneración de la Ley de Contratos del Estado relacionado con un contrato adjudicado supuestamente a dedo. Se trataba de un trabajo que, aunque inicialmente se cifró en 216.000 euros, se llevó a cabo por unos 90.000 euros para analizar el impacto de la nueva normativa reguladora de las cámaras de comercio.

Al conocerse tales informaciones, el propio Montoro señaló que cuando en 2008 abandonó el despacho que había fundado dos años antes -Montoro y Asociados, que después pasó a denominarse Equipo Económico-, la consultora no había contratado con ninguna administración.

Tras conocerse esta última decisión judicial, el ministro de Hacienda y Función Pública ha explicado, en declaraciones a los periodistas que cubrían en el Senado la sesión de control al Gobierno, que no tiene "nada que ver desde hace nueve años" con el despacho Equipo Económico.