Pablo Casado, presidente del PP.

Pablo Casado, presidente del PP. Efe

Política ELECCIONES GENERALES 2019

Casado pide tomar el control de los Mossos y "cerrar TV3 si sigue con su propaganda del odio"

En una entrevista, el presidente del PP propone dotar de capacidades sancionadoras a la Alta Inspección Educativa.

El líder del PP y candidato a la Presidencia del Gobierno, Pablo Casado, ha afirmado este sábado que la televisión pública catalana, TV3, "se tiene que cerrar" si "sigue haciendo propaganda pública", ya que, a su juicio, con los impuestos de los ciudadanos "no se puede hacer una propaganda de odio" a favor de la "sedición".

En una entrevista en la Cadena Cope, recogida por Europa Press, Casado ha afirmado que aplicaría el artículo 155 de la Constitución "de inmediato" en Cataluña y ha rechazado que sea "una cosa opresiva sino todo lo contrario, es liberadora" porque la Carta Magna "se aplica para garantizar derechos y salvaguardar la autonomía de Cataluña", que está siendo "malversada por los políticos independentistas".

Dicho esto, y al "margen" del 155, ha señalado que él también pondría en marcha todos los mecanismos para "hacer cumplir la ley". "TV3, si sigue haciendo propaganda pública, se tiene que cerrar", ha proclamado, para añadir que con los impuestos que pagan los catalanes "no se puede hacer una propaganda de odio".

Sanciones de la Alta Inspección

Además, en materia educativa, ha propuesto dotar de competencias sancionadoras a la Alta Inspección, al tiempo que ha rechazado que él quiera centralizar el Estado. Según ha dicho, las competencias "emanan todas del Estado" y son las autonomías "las que administran" y acercan el servicio público al ciudadano. "Pero si una autonomía malversa esa delegación, lo que tiene que hacer el Estado es ejercerla", ha afirmado.

Casado ha señalado que esa misma premisa se puede aplicar a los Mossos, de forma que si están recibiendo "órdenes políticas ilegales" hay que aplicar la Ley de Seguridad Ciudadana e incluso la Ley de Seguridad Nacional "para que el mando lo tomen las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado".

A su entender, en España no se está "cumpliendo la ley" a pesar de que hay normas suficientes para garantizar la convivencia, las libertades públicas y la legislación en Cataluña. "Sánchez no cumple la ley porque necesita los votos de Torra, de Puigdemont y si se me permite, de Otegi y de Iglesias", ha aseverado, para añadir que "la noticia" es que el jefe del Ejecutivo "lleve nueve meses sin hacer cumplir la ley" porque "necesita los votos que le mantengan en la Moncloa".

Cambiar la Ley de Indulto

Pablo Casado, que se ha mostrado convencido de que el PP va a poder "gobernar", ha recriminado a Pedro Sánchez su silencio sobre si indultará a los presos independentistas que están siendo juzgados por el Tribunal Supremo en el llamado juicio del procés.

Dicho esto, ha prometido que si gana modificará la Ley de Indulto para prohibir indultar a los condenador por rebelión y sedición. "Modificaría la ley para que ningún otro Pedro Sánchez en el futuro, a cambio de un puñado de escaños, quiera humillar a la democracia española con esos indultos", ha afirmado, para recordar que en los años 80 el PSOE también indultó al general Alfonso Armada, responsable del golpe del 23-F.

Representación en Cataluña del PP

Ante la encuesta publicada por El Periódico de Cataluña, que apunta a que el PP podría no lograr ni un diputado en Cataluña, Casado no cree que pueda producirse esa opción y ha añadido que "no hay más que ver" a su candidata por Barcelona, Cayetana Álvarez de Toledo, para comprobar que el PP "está en plena forma".

En este sentido, ha recalcado que el PP "lleva 40 años dando la batalla" en Cataluña contra el independentismo" y ha subrayado los "escraches" que han recibido los dirigentes de su partido en esta comunidad. Tras asegurar que son un partido "valiente" que ha "dado la cara", ha dicho que si ahora hay más partidos que defienden "las mismas ideas" pues "bienvenidos".

Dicho esto, ha reiterado que su adversario es Pedro Sánchez y ha criticado que el socialismo se haya "echado al monte" para intentar "contentar a los enemigos de España" en vez de ser un "bloque común de constitucionalidad como hizo el socialismo histórico en los años 80 y 90". Por eso, se ha mostrado convencido de que el PP logrará representación en Cataluña.