El número 1 del PP al Congreso por Castellón, Óscar Clavell, y la secretaria general del PP de Castellón, Elena Vicente-Ruiz.

El número 1 del PP al Congreso por Castellón, Óscar Clavell, y la secretaria general del PP de Castellón, Elena Vicente-Ruiz. PP

Política ELECCIONES GENERALES 2019

Fraude en el voto por correo: las papeletas enviadas del PP en Castellón son nulas

Las papeletas enviadas se corresponden a las elecciones generales de junio de 2016, si bien las del resto de partidos políticos sí son correctas.

Es un detalle que podría pasar desapercibido, pero que lo cambia todo. Las papeletas del Partido Popular de la provincia de Castellón que han sido enviadas a los ciudadanos que han solicitado el voto por correo para las próximas generales son las correspondientes a las elecciones de junio de 2016. Sólo sería una anécdota si no fuera porque eso las convierte en nulas

Así lo ha denunciado el PP de esta provincia valenciana, que ya conseguido un acta notarial y lo ha puesto en conocimiento de la Junta Electoral de la zona de Castellón. Se da la casualidad de que las papeletas del resto de partidos políticos sí son correctas y corresponden a las candidaturas del 28-A.

La secretaria general del PP de Castellón, Elena Vicente-Ruiz, ha asegurado que “varios castellonenses se pusieron en contacto con el Partido Popular para advertir que las papeletas de la candidatura del PP al Congreso que estaban llegando de la solicitud del voto por correo eran las de 2016. Tras abrir un expediente interno de averiguación, comprobamos que era cierto y un notario levantó acta de manifestaciones”.

Una denuncia aún sin resolver

Según Vicente-Ruiz, “a día de hoy, la Junta todavía no ha resuelto pero ante la gravedad del asunto”, pero piensan continuar con la investigación dado que “puede verse afectado un derecho fundamental como es el voto”.

El candidato número 1 al Congreso de los Diputados por la provincia de Castellón, Óscar Clavell, ha señalado que lo que les “preocupa” es que “la soberanía popular pueda verse afectada sin tener ninguna culpa porque una persona que recibe el voto por correo de un organismo público no tiene porqué cuestionar si las papeletas son válidas o no”.

Por eso, han solicitado “que se ponga remedio a esta situación porque no queremos que ningún castellonense se quede sin su voto una vez haya sido depositado”.