La imagen que Teresa Rodríguez publicó en redes sociales para informar de su embarazo, y  Susana Díaz, encinta en 2015.

La imagen que Teresa Rodríguez publicó en redes sociales para informar de su embarazo, y Susana Díaz, encinta en 2015.

Política ELECCIONES ANDALUZAS

Andalucía repite embarazo en campaña: Teresa Rodríguez 'releva' a Susana Díaz

Nacerá de apellidos González Rodríguez, probablemente en Cádiz -o Sevilla- y bajo el signo de Piscis. El bebé que esperan Teresa Rodríguez y J. M. "Kichi" ya reconoce la voz de su madre al quinto mes de embarazo -según los médicos-, algo significativo cuando la gestante ha de hablar continuamente en público con una inflexión y una cadencia que no son precisamente susurros.

Un 19 de enero de 2015, Susana Díaz anunciaba que estaba embarazada de su primer hijo, el mismo día inauguraba un colegio público en Jerez y daba tiernos pescozones a infantes en babero. Siete días después disolvía el Parlamento andaluz y convocaba elecciones por "falta de confianza" con IU, entonces socio de Gobierno en el Gobierno regional. Era la primera vez en nuestra Democracia que la cabeza de lista en unas elecciones autonómicas realizaba su campaña encinta. 

Ver esta publicación en Instagram

Embarazada y feliz, sí Ya no tan campestre, pero feliz igualmente Dice mi ginecóloga que cumplo para el 28F, prometo que es casual

Una publicación compartida de Teresa Rodríguez (@teresarodr_) el 5 Sep, 2018 a las 5:28 PDT

Casi cuatro años después se repite la historia. Ahora es la rival de Susana Díaz la que se encuentra en esa situación. El 5 de septiembre de este año, Teresa Rodríguez, de la confluencia Adelante Andalucía, anunciaba su embarazo en Instagram. Apoyada en una furgoneta y con bikini, lucía curva feliz y compartía la noticia en redes sociales. No podía imaginar entonces que las elecciones acabarían adelantándose y que le tocaría hacer la campaña en mitad del embarazo.

Teresa Rodríguez arrasa en Podemos-Andalucía

Hipersomnia y alteración hormonal  

El antecedente más conocido de una situación similar es el de Soraya Sáenz de Santamaría, que fue madre nueve días antes de que el PP ganara las generales de 2011.

Obviamente, ni la obstetricia ni la literatura médica alertan de riesgos ni perjuicios para la mujer ni para el embarazo por el hecho de que la gestante realice una campaña electoral, aunque es una circunstancia que condiciona la vida de la futura madre. Igual que está el "riesgo de la hipersomnia" (necesidad de dormir más de lo habitual), la alteración del sistema hormonal también puede predisponer al optimismo. Quedémonos con el dato de que no hay precedente: en dos elecciones autonómicas consecutivas, dos candidatas repiten preñez. 

Que se use o no un embarazo con motivos políticos depende del entendedor. Lo cierto es que, en vísperas de comenzar la campaña de 2015, Susana Díaz pidió que se ignorara su embarazo y que se la juzgara como al resto de candidatos. Sin embargo, fue ella misma la que, en su primer mitin, proclamó: "Quiero mirar a los ojos a mi hijo y decirle que hemos dejado una Andalucía mejor".

Un doctor en Sociología consultado para este caso es claro: "Todo es susceptible de usarse en política, y el embarazo pueda tratar de utilizarse como herramienta, pero el efecto del embarazo de una candidata es, estadísticamente, despreciable". 

Nacerá el Día de Andalucía

El primer hijo de Susana Díaz nació un 3 de julio, de nombre José María y en Dos Hermanas. Andalucía estaba entonces enervada por los recortes en la sanidad pública. Teresa Rodríguez ha avisado que su criatura nacerá el 28 de febrero, Día de Andalucía, un guiño que la política gaditana atribuye al azar: "Prometo que no es casual", ha bromeado.  

La maternidad y las elecciones tienen sus calendarios; que se crucen o no en 15 días que son decisivos para las urnas depende del azar. En 2015, Susana Díaz hizo la campaña en estado de buena esperanza y acabó ganando las elecciones. Teresa Rodríguez aspira a lo mismo, aunque las encuestas convierten en remota esa posibilidad.