De izquierda a derecha: Francisco Martínez (PP), Rafa Hernando (PP), Juan Carlos Girauta (Cs), José Antonio Bermúdez de Castro (PP) y Miguel Gutiérrez (Cs).

De izquierda a derecha: Francisco Martínez (PP), Rafa Hernando (PP), Juan Carlos Girauta (Cs), José Antonio Bermúdez de Castro (PP) y Miguel Gutiérrez (Cs). Santi Donaire Efe

Política BATALLA EN EL CENTRO DERECHA

Girauta y Hernando, a gritos en su última reunión: “¡Rafa, nos tratáis mal desde que ganamos en Cataluña!”

EL ESPAÑOL revela el tenso encuentro que mantuvieron los portavoces de PP y Cs. El partido naranja acusa a los populares de ocultar cada año 25 millones de euros en subvenciones a sus grupos parlamentarios y municipales.

Noticias relacionadas

La última reunión que mantuvieron los portavoces del PP y Ciudadanos en el Congreso, Rafael Hernando y Juan Carlos Girauta, acabó a gritos y con un ambiente horrible, según fuentes conocedoras del encuentro. La cita entre los dos partidos se convirtió en un cruce de reproches y el mejor termómetro de la alta tensión por la que atraviesa la relación de las dos formaciones políticas.

La reunión, a puerta cerrada, tuvo lugar el miércoles por la tarde en el Congreso de los Diputados. Estaba convocada para abordar la reforma electoral, una de las prioridades del partido naranja. Por parte del PP asistieron Hernando; el portavoz adjunto, José Antonio Bermúdez de Castro; y el ex secretario de Estado de Interior, Francisco Martínez. Girauta y Miguel Gutiérrez lo hicieron por Ciudadanos.

Hernando critica a Ciudadanos

"¡Decís que solo tratamos con corruptos y nacionalistas!"

El encuentro, según la reconstrucción que ha podido realizar EL ESPAÑOL, empezó mal. Hernando acusó a Girauta de no traer propuestas concretas. Ciudadanos se había reunido con Podemos y el PSOE en las semanas previas. El portavoz naranja le respondió que se habían entendido bastante bien con el partido morado. Podemos propone sustituir el sistema D’Hondt por la fórmula Sainte-Laguë. Es una manera más proporcional, dicen tanto Ciudadanos como Podemos, de repartir los escaños.

“Lo que garantiza la igualdad es la ley D’Hondt”, respondió expeditivo Hernando. El PP dejaba claro que no estaba por la labor de seguir hablando. La tensión seguía en aumento. Los portavoces de Ciudadanos recordaron al PP que incumple sistemáticamente su pacto de investidura. Y que, en concreto, la reforma electoral es el punto 97 de los 150 que firmaron. En un momento determinado, y ya alzando la voz, Girauta afeó a Hernando la hostilidad manifiesta del PP desde la victoria electoral de Inés Arrimadas en Cataluña.

- ¡Rafa, nos tratáis mal desde que ganamos en Cataluña!, dijo Girauta.

- ¡Vosotros decís que sólo tratamos con corruptos y nacionalistas!, respondió Hernando a gritos.

Girauta, según las fuentes consultadas, trató de calmar los ánimos. Pero insistió en que el pacto se está incumpliendo.

- Si vosotros (PP) hubierais ganado en Cataluña, yo me habría alegrado, afirmó el portavoz naranja sobre la actitud de los populares tras lo ocurrido el 21-D.

La reunión terminó ahí. Las ruedas de prensa dieron cuenta del desencuentro. Hernando dijo que el PP ha cumplido el 70% del pacto con Ciudadanos. Un porcentaje desmentido por el partido naranja. Su número dos, José Manuel Villegas, dijo que le parece "optimista" y recordó que el PP sigue sin cumplir los objetivos de lucha contra la corrupción a los que se comprometió, entre otras muchas cosas

"Si tuviera que dar una valoración, es que el pacto no pasa por su mejor momento", dijo Villegas.

Girauta dice que el PP no quiere reformar la ley electoral

Bronca en el Senado

La tensión se trasladó este jueves al Senado durante la comparecencia del gerente de Ciudadanos, Carlos Cuadrado, ante la Comisión de Partidos de la Cámara Alta. Cuadrado acusó al PP de ocultar "cada año" al Tribunal de Cuentas 25 millones de euros de subvenciones recibidas por sus grupos parlamentarios y municipales.

Las palabras del responsable financiero de Ciudadanos provocaron una monumental bronca. Cuadrado anunció que su partido presentará en el Congreso una proposición de ley para obligar a todos los partidos a presentar las cuentas de todos sus grupos parlamentarios en los Parlamentos autonómicos y los ayuntamientos.

El PP contraatacó sugiriendo que podría llamar a Villegas a la comisión del Senado. El diputado naranja Toni Cantó respondió que no tendrían problema alguno. "A diferencia de lo que ocurre con los implicados por corrupción en el PP, no está en la cárcel ni tiene que acudir al Parlamento escoltado por la Policía", dijo.