El candidato del PPC, Xavier García Albiol, comparece tras conocer los resultados.

El candidato del PPC, Xavier García Albiol, comparece tras conocer los resultados. Quique García Efe

Política ELECCIONES CATALANAS

El PP se suicida en Cataluña y pasa al grupo mixto con solo tres escaños

El partido del 155 pasa de ser un partido residual a prácticamente extinguirse. Arrimadas barre a Albiol hasta en Badalona, su localidad natal.

El PP ha pasado de ser un partido residual a prácticamente extinguirse. Cataluña ha castigado con dureza al partido que sustenta al Gobierno de España, que se queda sin grupo parlamentario y cosecha los peores resultados de su historia. El partido que sustenta al Gobierno de España ha pasado de tener 11 escaños a retener tan solo tres. Casi 200.000 personas que en 2015 confiaron su voto a la papeleta azul han optado esta vez por no hacerlo. Un durísimo golpe para su candidato, Xavier García Albiol, y para el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

El candidato no ha conseguido amortiguar el zarpazo que le ha dado Ciudadanos ni siquiera en su localidad natal, Badalona, donde ha perdido más de 15.000 papeletas y se queda como sexta fuerza más votada. Los conservadores apelaron al voto útil en el último tramo de la campaña e intensificaron la presencia del presidente del Gobierno en la región para intentar frenar la sangría de votos que ya veían que rentabilizaba Cs. Sin embargo, de nada ha servido que Mariano Rajoy multiplicara su presencia en la región para ayudar a su partido.

El candidato del PP fue el primero en comparecer una vez consumada la derrota. Albiol habló de un "mal, muy mal resultado" del que "no nos podemos" sentir orgullosos. "Hay días que son buenos y otros que no lo son tantos. Hoy es un día malo para el PPC". Albiol felicitó a la vencedora de la noche, Inés Arrimadas, pero le recordó que su victoria le durará "cinco minutos" porque el bloque constitucionalista no es capaz de sumar más que el bloque independentista.

El líder conservador intentó minimizar la magnitud de su desastre electoral culpando la campaña agresiva de Ciudadanos para conseguir ser la formación que capitaneara el voto útil del constitucionalismo. "Ellos, igual que nosotros, estaremos en la oposición. No nos tiene que producir satisfacción", añadió.

El jefe del Ejecutivo reunirá este viernes por la mañana a su Comité Ejecutivo Nacional para escenificar la unidad del partido en torno al presidente, que se lo jugó todo en Cataluña a esta convocatoria electoral y han ganado por goleada los independentistas. De momento, está previsto que el propio Xavier García Albiol acuda a la cita en Madrid para explicar el desastre electoral. 

Albiol

"Es un fake en toda regla"

El PP de Cataluña arrancó la campaña electoral ya con la moral por los suelos pero en estos quince días no han sido capaz de convertirse en el voto útil del bloque constitucionalista. El último fin de semana tampoco ayudaron las polémicas declaraciones que hizo la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, que recalcó que el procès ha sido un "fake en toda regla basado en la posverdad". La 'número dos' del Ejecutivo añadió que los separatistas "llevaron ese fanatismo cuasi religioso hasta tal punto que hicieron creer a algunos catalanes que vivían en una república independiente cuando sus gobernantes mismos sabían que era imposible e inviable".

"Ya sabemos qué es el 155"

Rajoy aprovechó una cena de Navidad del PP madrileño este miércoles para lanzar un mensaje al futuro gobierno de la Generalitat. El presidente del Gobierno recordó que todos los territorios del Estado deben cumplir la ley, y si no "ya saben lo que pasa".

El Gobierno ha dejado la puerta abierta a volver a aplicar el artículo 155 de la Constitución si el gobierno que se forme tras estas elecciones insiste en la vía unilateral. "Ahora ya sabemos qué es el 155, un instrumento para defenderse cuando alguien actúa contra la nación", recordó esa misma noche. Sin embargo, con unos resultados tan pésimos en su partido habrá que ver cómo afronta el Ejecutivo central ahora el desafío.