La Armada está integrada en la Operación Sophia de lucha contra el tráfico de personas.

La Armada está integrada en la Operación Sophia de lucha contra el tráfico de personas. EMAD

España

España teme que la UE cancele la operación contra el tráfico de personas en el Mediterráneo

Las tiranteces entre los países miembro de la Unión pone en riesgo el futuro de la misión Sophia, que además rescata a las personas que viajan a la deriva.

Noticias relacionadas

El futuro de la operación Sophia está en riesgo. La misión de la Unión Europea tiene por objetivo la lucha contra el tráfico de seres humanos en el Mediterráneo, pero las tiranteces que existen dentro de la Unión en la materia representan un grave riesgo para su prolongación. La ministra de Defensa, Margarita Robles, ha advertido de que el despliegue -con un fuerte apoyo de las Fuerzas Armadas españolas- no se prolongue más allá del 31 de marzo.

"No somos optimistas", ha admitido Robles en su comparecencia anual en la Comisión de Defensa sobre las misiones de las Fuerzas Armadas en el exterior. Italia, principal receptor de las personas que se han lanzado a las aguas del Mediterráneo, se niega a mantener las mismas políticas europeas; más aún tras la llegada de Matteo Salvini al Ministerio de Interior italiano.

La reestructuración de Sophia no se ha desarrollado como se esperaba. La operación Sophia concluía el pasado 31 de diciembre -las misiones de la Unión Europea tienen fecha de caducidad, pero están abiertas a prolongarse en caso de que la situación lo requiera-. No hubo acuerdo entre los países miembro sobre los términos en los que debía desarrollarse la misión de ahora en adelante, y sólo se logró una extensión de tres meses para renegociar el sistema de acogida.

A día de hoy, no hay acuerdo ni parece fácil que lo vaya a haber. Alemania ya ha retirado su fragata del Mediterráneo. Ahora sólo quedan la Reina Sofía, de la Armada española, y otra embarcación italiana. Combaten el tráfico de seres humanos y, además, rescatan a las personas que viajan a la deriva.

Operación Sophia

"La posición italiana es muy dura, la operación corre un grave riesgo", ha señalado la ministra en su comparecencia en el Congreso de los Diputados. Según ha afirmado, España mantiene una posición "a favor" de mantener la operación Sophia, pero no encuentran la misma disposición en sus socios italianos.