Ana Pastor, esta mañana en el Congreso de los Diputados.

Ana Pastor, esta mañana en el Congreso de los Diputados. Efe

España CONGRESO DE LOS DIPUTADOS

PP y Cs bloquean en la Mesa del Congreso la enmienda que permitiría a Sánchez aprobar los Presupuestos

  • Los dos partidos hacen valer su mayoría en el órgano de gobierno del Congreso para tumbar el atajo presentado por el PSOE y apoyado por Unidos Podemos. 
  • El PSOE: "El acuerdo de la Mesa es arbitrario, inaudito e inaceptable".
  • Ciudadanos asegura que se ha evitado un "fraude de ley" mientras que Unidos Podemos lamenta que PP y Cs intentan "hurtar el debate" y la capacidad de decidir a la mayoría liderada por el PSOE. 

PP y Ciudadanos han bloqueado en la Mesa del Congreso de los Diputados la enmienda que permitiría a Pedro Sánchez aprobar sus primeros Presupuestos saltándose el veto del Senado a sus objetivos de déficit y deuda. 

El órgano del Gobierno del Congreso se ha reunido este lunes con urgencia para analizar los recursos presentados por el PP y Ciudadanos ante una enmienda del PSOE, que pretendía reformar de la ley de estabilidad presupuestaria en el trámite de enmiendas de otra iniciativa ya en marcha: el cambio en la ley del Poder Judicial para aplicar el pacto contra la violencia de género.

Es lo que se conoce como "enmienda jinete", un procedimiento poco habitual para agilizar la tramitación y que se considera una triquiñuela o un atajo parlamentario. En este caso, Sánchez quería cambiar la ley de estabilidad presupuestaria, en base a la cual se fijan objetivos de déficit y deuda, para luego presentar unos Presupuestos más expansivos.

La reforma del PSOE perseguía evitar que el PP tumbe en el Senado los objetivos de déficit y deuda, algo que la legislación actual le reserva en virtud de otro cambio legal hecho hace años por el PP. Según los socialistas, no tiene sentido que el Senado pueda tumbar la senda de déficit y deuda que decida la mayoría en el Congreso, algo que no pasa con prácticamente ninguna ley, tampoco con los propios Presupuestos y su letra pequeña.

Generalmente, cuando el Senado veta una ley, esta vuelve al Congreso, que puede terminar su tramitación. Pero eso no ocurre con la ley de estabilidad presupuestaria. El PSOE tiene abiertas varias vías para cambiarla, pero tiene prisa porque el procedimiento ordinario puede demorarse meses y Sánchez quiere presentar los presupuestos a finales de noviembre o principios de diciembre, según ha dicho en varias ocasiones. 

La Mesa del Congreso tumba la enmienda del PSOE

La mayoría conservadora clave

PP y Ciudadanos tienen en la Mesa del Congreso, que preside Ana Pastor, cinco puestos frente a los cuatro de PSOE y Unidos Podemos, con dos cada uno. El órgano de gobierno de la Cámara Baja debe centrarse en cuestiones técnicas, como si las iniciativas se presentan en tiempo y forma, respetando el reglamento.

Mientras, el PSOE asegura que es el caso, advirtiendo de que en el pasado el PP ha utilizado ese tipo de atajo legislativo, la mayoría de la Mesa cree que incumple el reglamento y la jurisprudencia del Tribunal Constitucional, ignorando a la Cámara Alta y el reglamento de la Cámara Baja. 

"El acuerdo de la Mesa es arbitrario, inaudito e inaceptable", ha dicho el grupo parlamentario socialista en un comunicado. "Los miembros de la Mesa del Congreso pertenecientes a PP y Ciudadanos actúan al servicio de los intereses políticos de sus partidos y en clara vulneración de las normas vigentes", lamentan. Los socialistas pedirán a la Mesa que reconsidere su posición, pero a falta de nuevos argumentos, la clara y desfavorable aritmética dejan pocas posibilidades de éxito a ese recurso. 

Más de dos horas de reunión

Ese debate ha centrado la tensa reunión de la Mesa del Congreso de este lunes, que ha durado más de dos horas y tras la cual sus miembros y los letrados salían con cara de pocos amigos. Los letrados también fueron protagonistas de la cita, ya que el PSOE y Unidos Podemos exigieron a la Mesa que se pidiera un informe jurídico. La mayoría que tienen PP y Ciudadanos en el órgano lo impidió. 

La reforma de la ley de estabilidad presupuestaria es clave para que Sánchez pueda presentar el detalle de los Presupuestos con la senda de deuda y déficit que su Gobierno ha acordado con Bruselas y que permitiría gastar en 2019 hasta 6.000 millones más con los que sacar adelante sus políticas. 

A la salida de la reunión, miembros de Ciudadanos y Unidos Podemos en la Mesa del Congreso atendieron a los periodistas. Según Gloria Elizo (Unidos Podemos), la Mesa se ha excedido en la decisión, ya que la polémica enmienda se tramita en la Comisión de Justicia, con sus órganos propios de control (donde el PSOE tiene mayoría) y en donde no debería poder mandar la Mesa del Congreso.

Guerra entre los partidos

"No existe ningún procedimiento legal que permita ningún tipo de doble instancia", ha dicho Elizo. "Vamos a estudiar la posibilidad de recurrir al Tribunal Constitucional", ha avanzado, ya que según ella el PP y Cs pretenden "hurtar el debate" ejerciendo políticamente unos puestos que no debieran ser partidistas. El PSOE y Unidos Podemos han pedido un informe a los letrados donde esperan ver reconocidos sus puntos de vista. 

Ignacio Prendes (Ciudadanos) cree que la decisión de la Mesa es la correcta y es "ajustada a la doctrina que desde 2011" lleva acuñando el Constitucional. "Las leyes se pueden cambiar, pero no atropellando la legalidad, incumpliendo los reglamentos y burlando los derechos de todos los diputados", ha dicho.