La ruptura.

La ruptura. Tomás Serrano

España ELECCIONES EN ANDALUCÍA

Díaz baraja el 18 o el 25 de noviembre para unas elecciones que cree ganadas

  • Ciudadanos rompe su pacto de legislatura con el PSOE brindando a Díaz una justificación para llamar a los andaluces a las urnas. 
  • Los socialistas confían en el tirón de Sánchez, la caída del PP y Podemos y el escaso tirón del candidato naranja. 

Todo está preparado para las elecciones en Andalucía. La ruptura del pacto de legislatura entre el PSOE y Ciudadanos, anunciada por el partido de Albert Rivera este viernes, y las continuas declaraciones de Susana Díaz advirtiendo de que eso conduciría a Andalucía a las urnas antes de tiempo casan en las estrategias de los dos partidos, que parecen complementarias y destinadas a dejar fuera de juego a PP y Podemos. 

La presidenta de Andalucía baraja sobre todo dos fechas para la cita con las urnas: el 18 y el 25 de noviembre, aunque la primera de ellas supondría que el comienzo de la campaña coincidiría con el puente de Todos los Santos y el día de Difuntos, el 1 y el 2 de noviembre, una fecha poco apropiada para unas elecciones que la presidenta cree que está en condiciones de ganar.

Ciudadanos anuncia la ruptura con el PSOE en Andalucía

Díaz cree que el siguiente fin de semana, el del día 2 de diciembre, podría ser demasiado tarde, teniendo en cuenta que la justificación para esas elecciones se está dando justo ahora. Además, coincidiría con las vísperas del puente de la Constitución, con electores de viaje. 

Buenas vibraciones en San Telmo

Las vibraciones en el equipo de Díaz son buenas. No en vano, su entorno más inmediato lleva desde los primeros compases de Pedro Sánchez en la Moncloa abonando el terreno. En San Telmo se considera que el presidente del Gobierno está aún en período de gracia y que su influjo es más positivo que negativo en las posibilidades de Díaz.

"Ahora sí, pero más adelante, ya veremos", explican fuentes cercanas a la presidenta. "Más adelante" viene la negociación sobre los Presupuestos, que se prevé un suplicio parlamentario para el Gobierno, la obligación de ofrecer resultados tras muchas promesas y la precampaña del 26 de mayo, con las elecciones municipales, autonómicas y europeas.

Las cartas de cara para Díaz

Las últimas elecciones andaluzas fueron el 25 de marzo de 2015 y Díaz tiene Presupuestos en vigor hasta el 31 de diciembre. En Ciudadanos, conscientes de que el PSOE cargará contra ellos culpabilizándolos del adelanto, dan por roto el pacto pero aseguran que eso no es excusa para convocar. Según Juan Marín, presidente del partido en la comunidad, "no hay ningún motivo para adelantar elecciones en Andalucía y quien diga lo contrario está engañando a los andaluces". 

Para el partido naranja, los motivos para la ruptura del pacto es su incumplimiento por parte del PSOE: la ausencia de una nueva ley electoral, el retraso en la iniciativa que elimina los aforamientos, la creación de una oficina anticorrupción o el cambio de régimen de subvenciones. 

Pero, en el fondo, a Ciudadanos también le convienen las elecciones y durante más de tres años y medio ha mostrado sintonía con Díaz, recuerdan en el PSOE. "Ciudadanos se quedó sin foco con la moción de censura. Pensaban que iban a gobernar España casi sin elecciones y ahora necesitan las elecciones para tratar de aprovechar la debilidad del PP", explican desde el PSOE andaluz. 

El PSOE volvería a ganar

La mayoría absoluta en el Parlamento de Andalucía se sitúa en 55 escaños. En las últimas elecciones, el PSOE logró 47 diputados, los mismos que en 2012. El PP, 33, Poemos, 15, Ciudadanos, 9 e IU, 5. Todas las encuestas apuntan a que el PSOE volverá a ser primera fuerza pero, además, el PP podría hundirse al tiempo que sube Ciudadanos, al que algunos estudios demoscópicos sitúan en segunda posición. Podemos e IU irán juntos con Teresa Rodríguez como candidata, pero no pasan por sus mejores momentos. "La desaparición de Iglesias por los problemas de sus niños y su chalé los ha hundido. Además, hay mal rollo entre ellos y eso se nota", explican fuentes de la Junta. 

En su primera reacción tras la ruptura del pacto anunciada por Ciudadanos, Rodríguez arremetió contra el PSOE y el partido de Rivera: "Tres años blanqueando el cortijo y ahora les toca, a los dos, PSOE-A y Cs, montarnos el show para adelantar elecciones. ¡Venga ya! Pd. Por lo menos han dejado hablar al pobre Juan", dijo en Twitter. 

La beneficiosa subida de Cs para Díaz

La probable subida de Ciudadanos, sea hasta donde sea, puede ser muy beneficiosa para Díaz, ya que significará la bajada del PP y la consolidación de los socialistas como primera fuerza. Así, Díaz podría encontrarse con una aritmética parlamentaria muy similar a la actual, o aún más cómoda, en la que un pacto de los tres partidos de la oposición es inviable por la distancia entre Podemos y el centroderecha.

En el PSOE creen que están en un buen momento, ya que poco a poco comienzan a dejar de gestionar tiempos de crisis y eso les ha permitido fomentar el empleo público, los servicios sociales y las inversiones. El influjo positivo del PSOE en el Gobierno central y la falta de una alternativa en Andalucía harán el resto, confían en las filas socialistas.