Teresa Rodríguez y Pablo Iglesias en una imagen de archivo

Teresa Rodríguez y Pablo Iglesias en una imagen de archivo Efe

España CRISIS INTERNA

Teresa Rodríguez planta cara a Iglesias: la batalla de los anticapitalistas empieza en Andalucía

Las primarias andaluzas de Podemos evidencian la pelea creciente entre el sector 'pablista' y la corriente Anticapitalistas. 

Es una batalla habitualmente soterrada que está aflorando estos días. La pelea entre la dirección estatal de Podemos y la secretaria general de Podemos Andalucía y cara visible de la corriente Anticapitalistas, Teresa Rodríguez, continúa y se va enconando estos días, cuando se celebran las primarias del partido morado en Andalucía. Pablo Iglesias y sus afines desconfían de los planes de Rodríguez para el futuro. Ella lo niega y no se arredra, ya que acusa a la dirección de estar "en campaña" para desacreditarla mediante diversas acusaciones.  

El último asalto se produjo este martes. Horas después de que EL ESPAÑOL desvelase las dudas de la dirección sobre la hoja de ruta de Rodríguez, el sector pablista de Podemos Andalucía denunciaba un hecho que avivaría esas dudas: tres cargos afines a la secretaria general autonómica lideran el partido Marea Andaluza. Desde el entorno de Rodríguez aseguran que esos cargos son representantes legales de esa "herramienta jurídica" desde el pasado marzo, con el refrendo del Consejo Ciudadano Andaluz. 

Marea Andaluza... y Adelante Andalucía

El inicio de estas últimas hostilidades está en un hecho acontecido unos días atrás. Concretamente, cuando Rodríguez presentó la plataforma Adelante Andalucía junto a IU y planteó la opción de unas primarias conjuntas con dicha formación. Desde la dirección nacional de Podemos aseguran que no estaban al tanto de esta iniciativa. Como tampoco de la creación, a finales de 2017, del citado partido Marea Andaluza.

Rodríguez, dispuesta a aspirar a liderar candidatura con IU

Además, en la dirección sospechan que Rodríguez pretende presentarse a las elecciones andaluzas sin el nombre de Podemos en su candidatura. Planes hipotéticos, todos ellos, que chocan frontalmente con las reglas impuestas por Pablo Iglesias y la dirección, primero, y refrendadas por los inscritos del partido morado, después. 

Esta pelea se produce en el contexto de las primarias de Andalucía. Frente a Rodríguez compiten Isabel Franco, de la línea pablista, y Leticia García Panal, que no está adscrita a ninguna de las grandes corrientes de Podemos. Lo más probable (y esperado) es que Rodríguez gane esta competición interna. La gran duda que tienen en Madrid es, como viene informando este diario, qué hará después con Podemos Andalucía

La versión de Rodríguez

La coordinadora de Podemos Andalucía niega la mayor. En una misiva a los inscritos enviada este martes, Rodríguez defendía su idea de "seguir construyendo un Podemos andaluz". Además, esta misma semana fue más dura al decir que las "supuestas dudas" expresadas por el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, en relación con el proceso de confluencia con IULV-CA "son una forma poco sutil de entrar en campaña desde Madrid".

"Las supuestas dudas llevan meses resueltas: que el nombre de Podemos estará en la candidatura, que será una coalición electoral y que las primarias conjuntas van después de unas propias de de cada organización", afirmó Rodríguez en declaraciones a Europa Press. Ademas, dijo que ya que Echenique "está en campaña", lo invitaba "con todo el cariño a participar del debate de primarias que tendremos esta semana". "Hablando se entiende la gente", apostilló, irónica.

La batalla entre Rodríguez y la dirección nacional de Podemos no es un secreto. Sin ir más lejos, la propia secretaria general de Andalucía evidenció esas diferencias mediante una polémica publicación (por error) en las redes sociales. Las posiciones se están enconando en los últimos meses. Y están llegando hasta el paroxismo en estos días de las primarias. 

Los 'anticapis' en otros territorios

Como se ha dicho al principio, Rodríguez es, amén de secretaria general en Andalucía, una de las caras visibles de la corriente Anticapitalistas, la ubicada más a la izquierda en el partido de los círculos. No es la primera vez ni parece la última que surgen discrepancias internas entre los anticapis y la dirección. 

Fuentes de la dirección nacional de Podemos exponen que lo que está pasando ahora en Andalucía es solo la primera batalla de una posible guerra en todos los territorios frente a Anticapitalistas. Señalan, como ya recogió este diario, que "esta manera de actuar no solo se circunscribe a Andalucía; en Navarra y Castilla La Mancha, por ejemplo, personas afines a Teresa Rodríguez están planteando nuevas marcas para, quizás, presentarse al margen de Podemos en las próximas elecciones, utilizando además sus puestos institucionales conseguidos bajo la bandera de Podemos para proyectar estas marcas". 

Y agregan que "hemos visto en Cataluña que Albano Dante-Fachin, afín a la corriente anticapitalista, ya ha montado un partido nuevo". Asimismo, recuerdan que en Madrid los anticapis hacen un planteamiento similar al de Andalucía: nueva marca, sin el nombre de Podemos en ella, y unas primarias conjuntas que, al decir de estas fuentes, son solo "una excusa para construir un nuevo censo".