Conor McGregor, amante de la marihuana (de Tyson) y dueño de un negocio de whisky

Conor McGregor, amante de la marihuana (de Tyson) y dueño de un negocio de whisky

Otros Deportes POLIDEPORTIVO

La marihuana en el deporte de élite: crece el consumo en un negocio emergente

Deportistas conocidos como Michael Phelps, Usain Bolt o Conor McGregor, entre muchos otros, han fumado alguna vez cannabis. 

Noticias relacionadas

La relación de la marihuana con el deporte siempre ha traído mucha polémica. Un estereotipo que ha ido desapareciendo periódicamente en los últimos años, provocando incluso que la Agencia Mundial Antidopaje haya ido abriendo la puerta a la legalidad de su consumo entre los deportistas en los últimos años. Sin ir más lejos, a partir de 2018 decidió excluir al cannabidiol (CBD) de la lista de substancias prohibidas, abriendo la puerta a su uso medicinal en el deporte.

Esto no significa que sea posible fumar marihuana antes o durante una competición deportiva, puesto que el THC (Tetrahydrocannabinol), el principio psicoactivo del cannabis, sigue entre las prohibiciones de la AMA. El CBD no actúa como un potenciador del desempeño físico, no representa un riesgo para la salud, ni viola el espíritu deportivo. El CBD no es psicoactivo y se consigue a través de una extracción de la flor de marihuana. Este compuesto posee una larga lista de efectos beneficiosos para el ser humano.

En pocas palabras, el CBD es la parte 'buena' del cannabis y la que no tiene ese efecto que te hace sentirte colocado.  Es común entre pacientes de esclerosis múltiple para combatir la espasticidad (músculos contraídos) y se usa también como tratamiento contra el cáncer. 

De hecho, son varios los deportistas reconocidos mundialmente que lo utilizan como tratamiento contra el dolor o la inflamación y en el proceso de recuperación. Además, los estudios han demostrado que permite inhalar mayor cantidad de aire a los pulmones e incrementar la resistencia.

La polémica con Michael Phelps

Michael Phelps y Usain Bolt son los dos atletas que han roto con la barrera de que la marihuana puede acabar con la carrera de un deportista de élite. El hombre con más medallas olímpicas y el hombre más veloz de la Tierra fuman marihuana. Esto no quiere decir que fuera bien visto.

El nadador estadounidense fue fotografiado fumando de un bong apenas unos meses después de los Juegos Olímpicos y generó una gran controversia. ¿Cómo podía estar drogándose un campeón olímpico? Y, sobre todo ¿cómo es que eso no afectaba a su rendimiento deportivo? De pronto se habría un debate acerca de si el cannabis es perjudicial para un deportista de élite.

Michael Phelps

Michael Phelps Reuters

Son muchos los atletas de primer nivel que han sido 'cazados' ya sea en controles, con posesión de marihuana o fumando en su vida privada: estrellas de la NBA como Allen Iverson o Carmelo Anthony, el extenista Yanick Noah, figuras de la NFL como Ricky Williams e, incluso, el gimnasta español Gervasio Deferr.

A ellos les costó más que algún problema con la justicia o en su carrera deportiva y les sigue un largo etcétera de deportistas que pasaron por lo mismo. La diferencia es que ahora, cada vez son más los que admiten que consumen cannabis con tratamiento.

La UFC, la NBA y la NFL 'consumen' marihuana

La estrella de los Minnesota Timberwolves, Karl-Anthony Towns , habló en público sobre los beneficios de la marihuana para los atletas y para un sobrino suyo que padece de autismo, al cual la marihuana ayuda a que se encuentre mejor. Incluso afirmó que su consumo en la NBA es habitual, hasta el punto de que el 80% de los jugadores fuman.

Pero donde más se ha extendido su consumo es en deportes como las MMA, el fútbol americano (es decir, deportes de contacto) o deportes de resistencia. En la UFC, la mayor empresa de artes marciales mixtas del mundo, sus principales figuras han estado ligados en cierta manera a la marihuana.

Conor McGregor es un reconocido consumidor de cannabis. También los hermanos Díaz (Nick y Nate) han defendido sin tapujos los beneficios de la marihuana en su recuperación, hasta el punto que Nate salió a la rueda de prensa posterior al evento UFC 202 con un vaporizador y comenzó a inhalar CBD.

Nate Díaz fumando en rueda de prensa

Nate Díaz fumando en rueda de prensa Reuters

Mike Tyson y la "mejor marihuana del mundo"

Más allá de su consumo entre atletas, el cannabis ha abierto una vía de negocio para nombres reconocidos del deporte ya retirados. Mike Tyson es, sin duda, el más famoso de todos. La leyenda del boxeo, a parte de ser fumador, abrió un rancho en California de ocho hectáreas para cultivar y vender su propia 'maría' de la cual presume ser "la mejor del mundo".

El otro objetivo del proyecto del boxeador es avanzar en la investigación sobre el impacto del uso de la marihuana en la salud del ser humano. Otros como Cliff Robinson (ex de la NBA) o el exfutbolista australiano Mark Bresciano han encontrado en el cannabis su fuente de ingresos tras el deporte.

La marihuana sigue siendo un tema tabú en el deporte, sobre todo en algunos países de Europa. Sigue estando prohibida en la mayoría de las modalidades deportivas y su consumo acarrean duras sanciones.

Sin embargo, en los últimos años ya se ha abierto la puerta para aprovechar sus beneficios terapéuticos. Otros la aprovechan para obtener dinero. La conclusión clara es que el cannabis se ha ido haciendo un hueco en el mundo del deporte que sigue creciendo.

[Más información: Phelps habla de su lucha con la depresión y sus ideas suicidas: "Yo era uno de ellos"]