Michael Phelps, en un acto deportivo el año pasado.

Michael Phelps, en un acto deportivo el año pasado.

Otros Deportes MICHAEL PHELPS

Michael Phelps : "Hace dos o tres semanas sufrí una depresión escalofriante"

Con 23 oros olímpicos y un total de 28 medallas en su palmarés cualquiera puede pensar que nada va a salir mal, pero no es el caso de Michael Phelps. El exnadador estadounidense e historia de los Juegos Olímpicos ha confesado en una entrevista a la CNN que todavía sufre episodios depresivos desde que dejó de nadar. El último, hace muy poco tiempo:

"Hace dos o tres semanas sufrí una depresión bastante escalofriante", confesó Phelps sobre una enfermedad que le sigue y le seguirá acompañando según sus palabras: "Esto es algo que seguirá sucediendo a lo largo de mi vida. Pero mientras más pueda aprender sobre mí mismo, más podré comprender por qué suceden estas cosas".

Aun así, el 'Tiburón de Baltimore' reconoció que la ayuda de un profesional es uno de sus principales apoyos en estos duros momentos: "No quería ver a un terapeuta al principio, pero comencé a darme cuenta de que me encontraba mejor y estaba más saludable. Aprendí muchas cosas sobre mí mismo que no sabía".

Tras los Juegos Olímpicos de 2008 Phelps cayó a los infiernos. Se ausentó de los entrenamientos, se peleó con su entrenador, y su actuación en Londres 2012 (aunque buena con seis medallas) fue más discreta que en Beijing. Pero los problemas no acabaron ahí para el nadador. Su peor momento llegó con un arresto en septiembre de 2014, detenido por conducir bajo los efectos del alcohol y de forma temeraria en Maryland.

Una enfermedad que siempre estuvo ahí

Una vez retirado a finales de 2016, Phelps confesó una depresión que se repetía sistemáticamente después de cada cita olímpica: "Tras cada olimpiada, caía en un estado terrible de depresión. Diría que en 2004 fue la primera vez que pasé por esto. Tras los Juegos de Londres no quería seguir compitiendo, no quería seguir vivo".

Ahora, y pese a varias retiradas fallidas, Phelps descarta definitivamente su regreso a la piscina en Tokio 2020: "He terminado mi carrera en un punto alto. Es lo que siempre quise hacer. Ese capítulo está cerrado", concluyó.