El nuevo carenado de la M1 de Rossi, en el que se aprecia una canalización interior del aire más ancha.

El nuevo carenado de la M1 de Rossi, en el que se aprecia una canalización interior del aire más ancha. MotoGP

MotoGP

Yamaha oculta las alas dentro de la carcasa

Rossi prueba un revestimiento con una canalización interior más ancha y que acoge una serie de alerones tras la prohibición de los apéndices aerodinámicos externos en 2017

Noticias relacionadas

La prohibición de las alas aerodinámicas en 2017 parece no haber supuesto grandes quebraderos de cabeza para los fabricantes del campeonato del mundo de MotoGP, que han encontrado soluciones para seguir beneficiándose de las virtudes que aportan como son la estabilidad en aceleración a la salida de las curvas o evitar que la rueda delantera se despegue del asfalto. Una restricción que atañe a “dispositivos o formas que sobresalgan del carenado o carrocería y no están integrados en el cuerpo aerodinámico (por ejemplo; aletas, alerones, protuberancias) y puedan tener un efecto de este tipo (proporcionando fuerza aerodinámica, modificando el rebufo…)”, según reza en el artículo 2.4.4.7 del reglamento de la Federación Internacional de Motociclismo (FIM).

La prohibición de apéndices externos ha llevado a Yamaha a presentar una nueva solución en los test de pretemporada, que se celebran estos días en Sepang, para minimizar la pérdida de carga aerodinámica. La fábrica de Iwata ha resuelto la situación ocultando las alas dentro de unos carenados que tanto Valentino Rossi como Maverick Viñales han estrenado en la segunda jornada de entrenamientos en el circuito malasio. El nuevo carenado, más ancho de lo habitual, acoge en el espacio que existe entre el motor y el chasis una serie de alerones internos que se sitúan desde la parte frontal de la YZR-M1 hasta llegar a una media altura y que conducen el flujo de aire para intentar simular el efecto que provocaban las alas externas.

“Me han dicho que no puedo hablar de ello. Es muy bonito, me gusta. A decir verdad, no hay gran diferencia, pero seguiré usándolo mañana”, aseguró el piloto italiano tras concluir la segunda jornada de test en la cuarta posición, a 0.802 del mejor crono marcado por su compatriota Andrea Iannone, que debuta en Suzuki.


Yamaha no ha sido la única fábrica que ha buscado soluciones aerodinámicas pero, de momento, esconden sus cartas. Aprilia ha probado en el túnel de viento en Perugia (Italia) un chasis con una innovación similar a la mostrada por Yamaha mientras que Ducati, de momento, ha optado por añadir más branquias a la parte central de carenado para contribuir al paso del aire.