Ozil durante un partido de la Premier League

Ozil durante un partido de la Premier League

Fútbol PREMIER LEAGUE

Özil muestra su amor por el Arsenal, mientras Emery sigue sin contar con él

El jugador compartió en sus redes sociales un emotivo mensaje cuando pasa por uno de los peores momentos desde que llegó a Londres.

Noticias relacionadas

Mesut Özil sigue siendo un quebradero de cabeza para Unai Emery y para el Arsenal, el jugador apenas entra en la rotación del técnico vasco, y sus continuos problemas físicos unido a su alto salario llevaron al club inglés a intentar venderlo en el pasado mercado de invierno.

Ante todas las acusaciones que le llegan desde la prensa inglesa y de su propia afición el ex del Real Madrid ha querido salir al paso de todo con un mensaje en sus redes sociales en el que demuestra un profundo amor por el conjunto de Londres.

"Cuando empiezas a apoyar a un club de fútbol, no lo apoyas por los trofeos, los jugadores o la historia, lo apoyas porque lo encontraste. en algún lugar allí; encontré un lugar al que perteneces", escribía el jugador alemán en su cuenta de Twitter, con un hashtag en el que mencionaba a una leyenda del club, Dennis Bergkamp.

A pesar de este mensaje, el jugador apenas está entrando en el equipo, en lo que va de temporada Özil únicamente ha jugado 18 partidos, en los que ha anotado cuatro goles y dado dos asistencias. Además Emery decidió prescindir de él, en el encuentro de ida de los dieciseisavos de final de la Europa League, un partido que el Arsenal perdió por 1-0 ante el Bate Borisov.

Su salario, un quebradero de cabeza para el club

El Arsenal buscó la salida del jugador en el pasado mercado invernal, uno de los grandes problemas para encontrarle destino es el salario que cobra, cerca de 400.000 euros a la semana, esto ha llevado al Arsenal a reducir su presupuesto para poder reforzar la plantilla. A pesar de todos los intentos del club por deshacerse de Özil, parece que el jugador siente un profundo amor por el equipo y la ciudad.

[Más información: Los problemas de Icardi en el Inter le abren la puerta de salida]