Bonucci, durante el partido ante Portugal

Bonucci, durante el partido ante Portugal MATTEO BAZZI Agencia EFE

Fútbol SELECCIÓN ITALIANA

Bonucci sobre los pitos en San Siro: "La madre de los imbéciles siempre está embarazada"

El central italiano habló tras el empate de su selección ante Portugal.

Italia jugaba en San Siro ante Portugal, lo que hacía que Bonucci volviese a la que fue su casa tras jugar en el Milan una temporada. El defensa de la Juventus estuvo siete temporadas en la Juventus, para luego fichar por el conjunto milanés. Tan solo estuvo una temporada para regresar al equipo de Turín. El recibimiento, pese a jugar con la camiseta de la selección, no fue el esperado.

Pitado en varias ocasiones, el central fue preguntado por eso al acabar el partido: "¿Los silbidos?, la madre de los imbéciles siempre está embarazada. Todavía tengo la confianza de mis compañeros de equipo y esto es lo que cuenta para mí".

Italia no pasó del empate ante Portugal

La selección de Portugal empató a cero contra Italia y sumó el punto que le faltaba para sellar el billete para la Final Four de la UEFA Nations League, que se jugará en junio de 2019. Con una jornada de antelación, Portugal aguantó la presión de una Italia que dominó el partido en la primera hora y que dispuso de muchas oportunidades para adelantarse, dos claras para Ciro Immobile, sin lograr aprovecharlas. 

El seleccionado de Fernando Santos, empujado por una gran prestación del meta Rui Patrício, sigue invicto en el grupo 3 y se convirtió en el primer equipo en hacerse con el pase a las semifinales de junio. Por su parte, Italia tuvo que conformarse con un empate, el sexto consecutivo en casa, y concluyó su camino en la UEFA Nations League con una victoria, dos empates y una derrota.

Un año después de la debacle vivida en la repesca mundialista contra Suecia, Italia volvió a competir en San Siro y lo hizo en un coliseo completamente lleno, decidido a empujar al equipo de Mancini hacia un renacimiento tras vivir contra los suecos una de las páginas más oscuras de su historia bajo la gestión de Gian Piero Ventura. Se enfrentó con Portugal que llegaba a la cita de Milán con la posibilidad de formalizar su billete para la fase final de la UEFA Nations League con una jornada de antelación, aunque sin Cristiano Ronaldo, que como ya ocurrió en los últimos dos parones se quedó trabajando en el Juventus, ni Pepe, de baja por sanción.