Luisa Arias Madrid, a la derecha de la imagen, en un partido.

Luisa Arias Madrid, a la derecha de la imagen, en un partido. El Pueblo de Ceuta

Fútbol

Una árbitra de Ceuta denuncia haber sido despedida por ir al campo con su hijo

Luisa Arias Madrid acudía con el niño, de cinco años, como responsable arbitral del fútbol-8 ceutí. Se le argumentó que, al hacer esto, no daba el cien por el cien ni en cuanto a trabajo ni en cuanto a disponibilidad.

Una exárbitra de Ceuta, que ejercía funciones de responsable del fútbol-8 en el Comité de Árbitros de la Federación de Fútbol de Ceuta (FFCE), denunció haber sido despedida del cargo por ir a los campos con su hijo de 5 años.

Luisa Arias Madrid, de 42 años y durante mucho tiempo asistente en Segunda División B, aseguró a los periodistas que llevaba más de 20 años perteneciendo al órgano colegial ceutí, los tres últimos como encargada responsable de fútbol-8, donde realizaba las designaciones, enseñaba a los nuevos árbitros y llevaba a cabo las correcciones de esta modalidad.

Arias Madrid explicó que el pasado lunes se reunió con el presidente de la FFCE, Antonio García Gaona, y el presidente del Comité de Árbitros, Pedro Camúñez, donde se anunció su cese "porque tenía un hijo, según me dijo Antonio García".

La exárbitra reconoció que se quedó "fría" cuando García decidió no contar más con ella por su "situación familiar". "Me dijeron que no podía dar el cien por cien ni estar todo lo disponible que ellos querían y que eso de que yo esté con un niño en un campo de fútbol por las noches, que no".

Luisa Arias Madrid recordó: "Llevo ejerciendo estas funciones de encargada desde hace tres años y mi hijo nunca había sido un impedimento. Incidieron en que no veían bien que por la noche el niño estuviera en el campo de fútbol, y que el niño no me dejaba trabajar lo que ellos estipulasen".

"Los últimos partidos comienzan a las 21:00 horas y terminan a las 22:00 horas, son de jugadores benjamines, menores de 9 años, y allí están los padres de esos niños con hijos aún más pequeños, e incluso bebés, y mi hijo de 5 años nunca me ha impedido realizar las funciones que ellos me han pedido", ha explicado.

"De ser el niño un problema me hubiesen echado al primer mes, y he estado tres años. Que me den mil excusas, pero que me digan que es por el niño, eso no. Porque lo que ha hecho mi hijo en el campo es tener amistades, jugar al fútbol, aprender valores y, dentro de lo que es su edad, a respetar también al árbitro", relató. Arias Madrid reconoció que sería muy difícil que volviese a su cargo en la FFCE ya que se siente "muy dolida" y que teme que busquen "las formas de quitarme otra vez".

"Me duele mucho, pero después buscarían lo que fuera para quitarme otra vez. A mí me encanta el arbitraje pero me ha dolido mucho lo que me dijeron y parece que no quieren a las mujeres, esa es la impresión que me están dando: tú eres una mujer y tienes un niño, fuera, que tú me estorbas", añadió. Por otra parte, la Federación de Fútbol de Ceuta, puesta en contacto con EFE, ha señalado que ofrecerá su versión de los hechos en un comunicado.